Flights utiliza la rapidez de los resultados de Google para organizar la información de la Web y el usuario encuentre todo lo que necesite en un solo sitio. (Foto: Pixabay CC0)
Flights utiliza la rapidez de los resultados de Google para organizar la información de la Web y el usuario encuentre todo lo que necesite en un solo sitio. (Foto: Pixabay CC0)
María Rosa Villalobos

“Estoy yendo la próxima semana a la reunión del FMI [en Washington] y voy a viajar en económica”, dijo el ministro de Economía, David Tuesta, en la entrevista que le brindó a este Diario el lunes. En esa misma línea, el presidente del Consejo de Ministros, César Villanueva, subrayó ayer que a partir de ahora todos los ministros viajarán en clase económica y no en ‘business’.

“El costo de cientos y cientos de implica un montón de dinero”, afirmó Villanueva.

LAS REGLAS PARA LAS COMPRAS
Estas declaraciones despiertan curiosidad sobre la normativa que contempla las compras de pasajes en el Estado. ¿Qué dice al respecto la Ley de Presupuesto vigente?

Para el 2017 y el 2018, el artículo 10 de dicha ley indica que los viajes al exterior de los funcionarios públicos y representantes del Estado deben realizarse en categoría económica.

Sin embargo, la norma permite la compra de un pasaje distinto -en categoría 'business', por ejemplo- siempre que el tiempo de viaje sea mayor a 8 horas o  la estancia sea menor a dos días (48 horas). Los servidores públicos que podrían ser objeto de esta excepción son los mencionados en el artículo 52 de la Ley del Servicio Civil (30057). Una amplia lista que incluye al presidente de la República; los vicepresidentes; los ministros, viceministros y secretarios generales; los congresistas; los gobernadores y consejeros regionales; los alcaldes, tenientes alcaldes y regidores, y gerentes municipales; los magistrados y jueces; y los altos funcionarios de organismos autónomos, entre otros. 

El artículo 10 de la Ley de Presupuesto del 2016 era diferente. Prohibía de plano los viajes al exterior de funcionarios públicos y representantes del Estado que significaran un gasto de recursos públicos, salvo una lista de excepciones, para las cuales establecía el mandato de que la compra de pasajes se hiciera únicamente en categoría económica. 

Las excepciones a la prohibición general incluían los viajes por negociaciones comerciales, los de funcionarios de la Cancillería y la asistencia de altos funcionarios a reuniones de multilaterales, como el viaje que realizará el ministro Tuesta a Washington en los próximos días. La ley también establecía que cualquier requerimiento de viaje cuyo motivo no estuviera incluido en la lista de excepciones debía ser autorizado por la PCM mediante resolución suprema.