Gabriela Osterling

El pasado miércoles, Sporting Cristal y Alianza Lima se enfrentaron en un partido que atrajo la atención de varios miles de peruanos. El encuentro, que finalmente ganó el equipo de La Victoria, definió qué club disputaría la final del torneo peruano frente a Binacional.

En este contexto, la compañía catalana de envío de recados aprovechó para formar parte del evento mediante la aplicación de una estrategia de marketing.

¿QUÉ HICIERON?

La campaña que elaboraron los estrategas de publicidad de Glovo consistió en que uno de sus ‘glovers’ (repartidores de la empresa) ingrese al campo de fútbol para entregar al árbitro el balón con el que se jugaría el partido. Así, el trabajador con la mochila amarilla apareció minutos previos al inicio del partido junto a los jugadores de ambos clubes y los jueces del encuentro.

Además de las personas que asistieron al estadio Nacional, el hecho también fue presenciado por los varios miles de televidentes que seguían el partido por la segunda semifinal.

CONOCIDA, PERO EFICIENTE

Esta estrategia ha sido aplicada anteriormente alrededor del mundo, pero sí se trata de la primera vez que se realiza en Perú. En este sentido, Eduardo Flores, director de Toque Fino-Marketing Deportivo, sostiene que la característica de “novedoso” le ha permitido tener un impacto disruptivo.

“Por ser algo novedoso, algo atractivo y que nunca se había hecho en la historia del fútbol peruano generó mucho rebote en medios”, mencionó Flores.

No es la primera vez que Glovo usa esta activación en las canchas de fútbol.
No es la primera vez que Glovo usa esta activación en las canchas de fútbol.

Renato Ricci, experto en gestión deportiva, también reconoció que pese a tratarse de una estrategia copiada, replicarla en el país fue una buena idea. “Es una copia, pero funciona. Me parece una super idea que lo hayan hecho”, añadió Ricci.

Por su lado, Fidel La Riva, CEO de Mindshare, agregó que, desde hace algún tiempo, en el rubro del marketing deportivo, específicamente en el fútbol, lo novedoso está en buscar nuevas alternativas de auspicio y tratar de ser mucho más memorable en aquellas actividades. Este es el caso de la última activación de Glovo, por ejemplo.

Al respecto, Ricci comentó que las formas de hacer marketing en partidos de fútbol como, por ejemplo, posicionar a una persona en la cancha, mostrar los asientos de las bancas de suplentes, entre otros, están cambiando y adaptándose a las demandas del presente.

Al respecto, Flores añadió que algunas marcas que nunca fueron llevadas al fútbol están entrando pues “se han dado cuenta, que el fútbol mueve más que cualquier cosa”.

“Activaciones como la empresa de delivery española son las oportunidades que las marcas están viendo para activar, considerando que este tipo de partidos tiene una audiencia alta; es decir, llegan a un número importante de personas”, apuntó el director de Toque Fino-Marketing Deportivo.