Relapasa iniciará producción de diésel de bajo azufre en agosto
Relapasa iniciará producción de diésel de bajo azufre en agosto

La primera fase el Proyecto “Adecuación a Nuevas Especificaciones de Combustibles” de Refinería La Pampilla (Relapasa), que corresponde a la instalación de las nuevas plantas que permitirán producir diésel con un contenido de azufre no mayor a 50 ppm, registra un avance superior al 90% y será puesta en marcha en agosto del presente año.

De este modo, La Pampilla será la primera refinería en el país en contar con las avanzadas instalaciones ambientales de este tipo.

A la fecha, de acuerdo con los compromisos asumidos, La Pampilla ha concluido  con la construcción y puesta en marcha de las nuevas líneas de alta tensión eléctrica, la nueva estación eléctrica, tanques de almacenamiento de diésel desulfurado, pozos y línea de agua, plantas de agua tratada para calderos, ampliación de los sistemas de agua de enfriamiento y los sistemas de desagües industriales.

Las plantas principales de Desulfuración de Diésel y Recuperación de Azufre están en la fase final de montaje metal mecánico.

Hoy la legislación permite la comercialización de diésel de alto contenido de azufre en ciudades con importante concentración de población y parque automotor y con necesidades detectadas para la mejora de la calidad del aire en las regiones de Ancash, La Libertad, Lambayeque e Ica, entre otras.

Es de esperar que, de acuerdo a ley y a los compromisos adquiridos, la normativa de comercialización de diésel de bajo azufre se extienda próximamente a estas regiones, lo que permitirá la mejora de la calidad del aire, un medio ambiente más saludable y, por tanto, mejorar la calidad de vida de la población.

Las regiones de Lima, Arequipa, Cusco, Puno, Madre de Dios, Moquegua, Tacna y Junín cuentan a la fecha con la regulación que autoriza únicamente la comercialización de Diésel de Bajo Azufre.

Repsol reafirma su compromiso con las autoridades y la sociedad en su conjunto de poner a disposición del mercado nacional el Diésel de bajo azufre en fecha planificada, con una inversión total que supera los US$740 millones, contribuyendo de esta manera a la mejora de la calidad del aire, la protección del medio ambiente y la calidad de vida de la población.

TAGS RELACIONADOS