Edición impresa

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google

EL POEMA ANGLOSAJÓN MÁS ANTIGUO DEL MEDIOEVO

Una nueva traducción de Beowulf

Por Agustín Prado Alvarado

Grendel de estirpe maldita por descender de la raza de Caín era un demonio quien durante doce inviernos asolaba el reino de Dinamarca gobernado por Hrothgar. La maligna figura de Grendel ingresaba durante las oscuras noches en el salón del palacio del rey sembrando muerte y congoja al asesinar guerreros quienes pernoctaban en aquel recinto. Esta demoníaca criatura se revela como monstruo, hombre, espíritu y gigante no encontrándose en toda Dinamarca rival capaz de vencerlo hasta el arribo de Beowulf héroe del pueblo gauta quien cruzando el agitado mar llega a las costas danesas.

Recibidos por el rey Hrothgar; Beowulf y sus guerreros se establecen en el palacio esperando la llegada nocturna de Grendel. Como la mayoría de los héroes legendarios Beowulf posee una cualidad distintiva: una fuerza descomunal que le permite enfrentar sin armas a Grendel. Al llegar la sombría noche el rudo combate se produce consiguiendo el héroe gauta arrancarle mortalmente uno de sus brazos al temido demonio quien derrotado se refugia en la ciénaga.

Las celebraciones son efímeras al entrar en escena la madre de Grendel, un monstruo igual de infernal que su vástago, quien en venganza asesina a uno de los consejeros del rey Hrotgar. Beowulf enfrentará este nuevo desafío e iniciará el seguimiento de esta temida criatura sumergiéndose en las profundidades de un lago donde finalmente armado con una espada se enfrenta en mortal combate dándole muerte y a su vez liquidando definitivamente a Grendel.

Largos años después de aquella memorable hazaña, Beowulf está encumbrado como rey de los gautas, su floreciente y pacifico reino enfrentará los incendiarios ataques de un iracundo dragón perturbado por el robo del tesoro que vigila en su cueva. Ahora el rey Beowulf acompañado por su vasallo Wiglaf enfrentarán este nuevo desafío que el lector podrá disfrutar en la nueva traducción al español de la gesta épica más antigua de la literatura anglosajona medieval.

La nueva edición de Beowulf (Norma Editores: 2006) en su colección Cara y Cruz cuenta con la traducción del medievalista chileno Armando Roa Vidal1 quien ha optado por una versión en prosa con notas aclaratorias. Enriquece esta edición una sección con dos ensayos; el primero es un didáctico texto de Roa Vidal "invitación a Beowulf" y el segundo pertenece al escritor J.R.R.Tolkien: "Beowulf: los monstruos y los críticos" (aparecido en español recién en 1998 en una recopilación de sus escritos Los monstruos y los críticos y otros ensayos donde incluso hay otro texto sobre el tema "Sobre la traducción de Beowulf"). Tolkien aprecia el Beowulf por su valor literario por encima del análisis histórico como se leyó el poema en la academia inglesa durante el siglo XIX y las primeras décadas del siglo XX.

BORGES LECTOR DEL BEOWULF
Al igual que Tolkien; Jorge Luis Borges fue un apasionado del Beowulf y de la literatura medieval. Su fervor por la literatura germánica medieval llevó a Borges a escribir, explicar y encender la curiosidad del lector sobre estos textos. El ensayo "Las Kenningar" insertado en su libro Historia de la eternidad (1936) explica con su erudición aleccionadora que el recurso de la perífrasis es la estrategia poética reiterativa de los escaldas (poetas de Islandia) presente en las sagas, las Eddas y claro en el Beowulf. Expresiones como: "La ruta de la ballena" para referirse al mar o "tempestad de espadas" en alusión a las batallas barnizan al poema anglosajón. El otro texto capital de Borges (en colaboración con Delia Ingenieros) es Antiguas literaturas germánicas (1951) un erudito manual de historia literaria que permite comprender el valor literario de las letras germánicas precristianas. En este libro Borges acuña la siguiente lectura del Beowulf: "Hay pocos argumentos posibles; uno de ellos es el del hombre que da con su destino; Beowulf sería una forma rudimentaria de ese argumento eterno".

ÉPICA GERMÁNICA
Debemos a los historiadores romanos como Cornelio Tácito (54 -120? d.C.) Las primeras informaciones acerca de los cantos realizados por los pueblos germánicos; Tácito describió en la Germanía (98) que por medio de canciones se perpetraban las celebraciones a sus deidades; posteriormente historiadores como Jordanes, Pablo Diacono o Gregorio de Tours ampliarían la información de estos cantos, mencionando sus instrumentos y ciertos registros temáticos. Sin embargo, el amplio arsenal mítico germánico no está en estos textos históricos sino que se encuentran coleccionados en las denominadas Eddas escandinavas recogidas por Snorri Sturluson (1179-1241 d.C.)

En la literatura medieval la épica germánica es considerada la más antigua en composición siendo el Beowulf el manuscrito literario conservado (el Cotton Vitellius A XV) más longevo seguramente del siglo XI aunque posiblemente las fechas de creación del poema se remonten al siglo VIII de la Era Cristiana. Fue en tierras inglesas donde se concibió esta historia de autoría anónima y en lengua anglosajona (antiguo inglés) que con sus 3182 versos es el más extenso de los poemas de la Inglaterra germánica que nos ha llegado. Grimur Jonson Thorkelin se encargó de la primera edición integra del manuscrito en lengua latina en 1815 y es recién en 1855 bajo la estela del romanticismo literario con su culto al pasado medieval que se imprime la primera traducción completa al inglés moderno debido a Benjamín Thorpe.

Como lectores del Beowulf encontramos en estas páginas la mención de los cultos paganos de los antiguos germanos puntualmente referido en la primera parte del poema cuando los daneses son atacados por Grendel siendo interesante corroborar como el cristianismo capturó culturalmente el imaginario en la Edad Media, pero no desterró de la memoria de estos pueblos sus antiguas creencias. Aunque el teocentrismo cristiano fue el tamiz del arte medieval podemos imaginar por nuestra lectura de poemas como Beowulf una sociedad con costumbres lejanas, la presencia de un bestiario inquietante y la imagen de un héroe como Beowulf cargado de honor y valentía enfrentado a temerarios monstruos es por estos diversos aspectos empezando por los estéticos como lo entendieron Jorge Luis Borges y J.R.R.Tolkien que la gran literatura es aquella capaz de grabarse en nuestra imaginación y pervivir al tiempo como el poema Beowulf.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google