Edición impresa

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook

UN ANHELO UNIVERSAL

En más de 130 ciudades del mundo se vivió la jornada

Multitudinarias en algunos lugares y bastante sencillas en otros, las protestas en favor de la paz en Colombia se repitieron desde Washington, pasando por Madrid, hasta ciudades tan lejanas como Kuala Lumpur, Estambul y Dubái.

El himno nacional de Colombia retumbó por todo el mundo y las fotos de los secuestrados revelando las pésimas condiciones de salud en que los mantienen las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) se confundieron con las banderas amarillo, azul y rojo.

En Tokio, un grupo de colombianos desafió el intenso frío y realizó el domingo su protesta, mientras en la capital australiana el sofocante calor tampoco impedía que otros 200 colombianos se manifestaran contra los actos terroristas de las FARC, especialmente contra los secuestros.

También hubo otras manifestaciones pequeñas pero igual de efectivas en Viena, Praga, Budapest y en las lejanas Maribor en Eslovenia o Estambul en Turquía. En general, se protestó en más de 130 países. En Europa, alrededor de diez mil colombianos y españoles reunidos en la Plaza Mayor de Madrid se conmovieron cuando los periodistas Edurne Uriarte y Miguel Ángel Bastenier leyeron fragmentos de las cartas que recibieron recientemente los familiares de Ingrid Betancourt y del coronel Luis Mendieta. En Londres más de 3.000 personas se manifestaron en la plaza Trafalgar bajo el lema de "Stop the FARC".

En Caracas, una pizarra humana conformada por 810 personas desplegó la frase "No más FARC".

En México también salieron a las calles. Unos cien colombianos eligieron el simbólico Monumento a la Independencia para pedir por la liberación de los rehenes.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook