• Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook

Secuestran a 30 personas en un banco de Venezuela

11:10 |

Altagracia de Orituco, Venezuela (Reuters) .- Decenas de personas, entre ellos una mujer embarazada y un recién nacido, permanecen por segundo día como rehenes en un banco de una ciudad en el interior de Venezuela, luego de que fracasaran las negociaciones de las autoridades con sus captores.

Los atracadores, de entre 23 y 27 años, cargan armas cortas y una granada, y exigen una ambulancia para huir con algunos de los cautivos, que rondarían las 60 personas según rehenes que conversaron con la emisora colombiana Radio Caracol.

Fuentes oficiales habían dicho más temprano que los retenidos rondarían las 30 personas, las cuales se encontraban en la sucursal del Banco Provincial, filial de español BBVA , en la localidad de Altagracia de Orituco cuando irrumpieron el lunes los ladrones para atracarlo.

Uno de los secuestradores, que se indentificó como Jorge en la conversación telefónica con Caracol, se mostró muy tranquilo y aseguró que no tienen intención de perjudicar a nadie, pero advirtió a las fuerzas de seguridad que se abstengan de intentar un rescate armado.

"Si nos van a matar, nosotros vamos a matar un poco de gente, entonces es mejor que se queden (los policías) allí tranquilos. Vamos a mantener la calma y esperar el momento (...) a ver si nosotros nos entregamos", dijo el asaltante, de 26 años, quien se negó a soltar a los menores para evitar que la policía arremeta contra ellos.

Cientos de efectivos fuertemente armados fueron desplegados en la calle frente al banco, algunos helicópteros sobrevolaban el lugar y cientos de personas, entre las que se encontraban familiares de los rehenes se congregaron para pedir por una resolución pacífica y negociada de la situación.

Cerca de las 10.00 hora local (1430 GMT) del lunes, el grupo de asaltantes tomó como rehenes a empleados y clientes del banco tras un frustrado intento de atracar a la entidad situada en el norte del central estado Guárico.

Entre los rehenes se encuentra una mujer embarazada de ocho meses y un bebe de dos semanas de vida, además de otros niños, según dijeron rehenes.

Según Vanessa, otra de las personas retenidas en la entidad, el número de rehenes rondaría los 60, aunque las autoridades han calculado que serían entre 30 y 35 personas.

Otra de las plagiadas aseguró que los asaltantes han tratado bien a las personas retenidas, aunque apenas han comido.

"Son unos niños, mire, yo los noto muy nerviosos (aunque) han actuado bien", dijo Nitza, una de las rehenes, a Radio Caracol sollozando y pidiendo a las autoridades que cumplan con los pedidos de sus captores.

Tensión

A 24 horas de secuestro, las negociaciones todavía no han fructificado y el jefe de los negociadores de la policía informó que los asaltantes dijeron que no se iban a entregar, pese a que les fueron garantizados todos sus derechos y su integridad física.

"Estamos en grave peligro. Nos pueden matar. Ayuden por favor", se podía leer en una pancarta mostrada por una de las ventanas de la sucursal bancaria, mientras familiares lloraban, cantaban el himno nacional y rogaban a las autoridades que negociaran para que no peligraba la vida de los retenidos.

Un periodista de Reuters en el sitio, a 200 kilómetros de Caracas, dijo que los secuestrados se acercaban esporádicamente el martes a las ventanas del banco para saludar a sus familiares, que estaban afuera. Narró que enrollaron en una bandera nacional un video y una nota que fue entregada a las autoridades y a las familias.

El presidente ejecutivo del BBVA Banco Provincial, León Cottin, afirmó en entrevista con Globovisión que, según lo que recogieron las cámaras de seguridad de la oficina, hay cuatro asaltantes y 28 clientes de la institución.

"Hemos tratado que se negocie la salida de un infante de 15 días, de un niño de 10 años y una señora que tiene 8 meses embarazada que está adentro, pero no ha sido posible hasta ahora ninguna negociación con los delincuentes que están allí", añadió.

Alrededor de las 8.15 hora local (1245 GMT) una de las secuestradas retiró una caja con emparedados, bebidas y el biberón, que fue dejada en la puerta del banco por las autoridades para los retenidos.

Los delincuentes liberaron a unas pocas personas a lo largo del lunes y al menos dos empleados escaparon del local, incluido un guardia de seguridad que declaró que los asaltantes amenazaron con matarlo.

Según medios locales, algunos enviaron mensajes de texto a sus seres queridos diciendo que ellos y los captores estaban cansados y tenían hambre.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook


Contador de más vistas