• Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook

Ismael Guilliorit, un tablista fuera de serie

10:56 | A este tablista francés su discapacidad no ha significado un obstáculo para incursionar en el mundo del surf

Por Marisol Grau

Con una prótesis metálica que termina de dar forma a su pierna derecha encontramos a Ismael Guilliorit deslizándose feliz por los tumbos de Chicama. El optimismo brota en él con tal fuerza que hasta da envidia. Y es que, como él dice, "ser un buen surfer no depende del número de olas que puedas coger sino del sentimiento que despierta en uno la conexión con el océano". Su amor por la naturaleza logra que a pesar todo la pase bien.

¿Cómo así decides venir a Chicama?
En todas partes se habla de la ola más larga del mundo, por lo que venir acá es la ilusión de cualquiera que le guste practicar el surfing. Hace tres años decidí venir con mi hermano y dos amigos. Incluso uno de ellos ha comprado un pequeño terreno donde estamos construyendo una casa hospedaje para tablistas extranjeros.

¿Entonces, piensas visitarnos seguido?
Si es posible, de vacaciones uno o dos meses al año. Preferentemente, entre noviembre o diciembre, porque en esa época hace mucho frío en Francia y el agua está mejor aquí.

¿Conoces otras partes del Perú?
No he viajado mucho aún. La próxima vez que venga quiero intentar ir a Cusco, Machu Picchu, Máncora o al lago Titicaca.

¿Qué es lo que más te gusta del norte?
El pisco sour y el cebiche (risas). Además, he hecho excelentes amigos con los cuales me he reencontrado en esta visita.

¿Y las olas, qué tal?
Muy buenas, son perfectas y tan largas que puedes cansarte corriendo solo una. Además, como 'goofy' (maneja la tabla con el pie derecho adelante) y por mi condición de discapacitado es genial que la ola vaya siempre hacia la izquierda.

¿De qué manera empiezas en el surf?
Hace 10 años un amigo en Francia me enseñó. Comencé haciendo bodyboard, luego probé con la tabla, pero pensé que no era posible continuar, ya que se me dificultaba bastante al utilizar la prótesis común. Busqué en Internet y pregunté a mis conocidos sin encontrar solución alguna. El surf para discapacitados no forma parte del negocio, así es que tuve que trabajar tres años para poder conseguir una especial y poder practicarlo sin problemas.

¿Qué es lo más complicado?
Puedo surfear igual que un tablista común y corriente a pesar de que lo más difícil sea pararme sobre la tabla. Ahora, con la adaptación plástica que uso como prótesis, se me ha hecho más fácil, pues por su forma convexa es posible reemplazar los múltiples movimientos del tobillo. Además, mediante la asociación con la que trabajo, Ola de Esperanza (Vag de Spoir), he logrado superarme y no perder los ánimos.

¿Qué hace esta asociación a la que perteneces?
Fomentar entre las personas con impedimentos físicos la seguridad de que es posible tener una vida como la de cualquier persona normal. Sobre todo, recordarles constantemente que ellos son seres igual de valiosos, por tanto pueden desarrollar proyectos, tener amigos, un trabajo, como también practicar el surf o diversos deportes y actividades. Concientizar esto en el Perú es más difícil.

¿Por qué percibes eso?
Porque como no hay mucho dinero se les complica más a las personas conseguir prótesis adecuadas, así como sillas de ruedas, muletas, entre otra indumentaria especial para sobrellevar sus impedimentos físicos.

Tengo entendido que has ayudado a la asociación de discapacitados local
Sí, aporté con una silla de ruedas y con unas muletas. Ojalá pueda traer otras cosas más adelante.

¿Qué mensaje deseas transmitir a la gente con lo que haces?
Que si tienen un sueño vayan tras él, ya que lo más importante es conseguir lo que uno realmente desea sin arrepentirse de nada.

¿Cuál es tu sueño?
Continuar practicando y transmitiendo a los demás el sentimiento que correr olas produce en mí. Asimismo, seguir viviendo con naturalidad y formar una familia. Planeo casarme con mi novia en junio del próximo año y con el transcurso del tiempo tener uno o dos hijos.

Más sobre Ismael
-Tiene 30 años.
-En la etapa de gestación quedó enredado con el cordón umbilical, lo que generó la malformación de su pierna derecha.
-Desde hace cuatro años desempeña el cargo de presidente-fundador de la Asociación Ola de Esperanza o "Vag de Spoir" en francés. Se encarga de facilitar la inclusión de personas discapacitadas a la sociedad a través del deporte.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook


Contador de más vistas
Certifica.com