• Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook

Atlantic Security Bank demandaría a Madoff en nombre de sus clientes peruanos

8:14 | La denuncia se realizaría ante la corte de Nueva York (Estados Unidos). Advierten que es preferible no entregar dinero a instituciones no registradas en la SBS

Por Luis Davelouis Lengua

El Atlantic Security Bank (ASB) estaría por denunciar a Bernard Madoff ante la Corte de Nueva York en nombre propio y de aquellos clientes suyos que perdieron, en total, unos US$70 millones en los fondos administrados por el veterano ex presidente de la bolsa tecnológica Nasdaq. La versión no fue confirmada ni negada por la entidad financiera, cuyos voceros se limitaron a decir que "por acuerdos de confidencialidad con sus clientes, el banco no está en capacidad de informar de manera pública, nada adicional a lo difundido ayer por su empresa matriz, el grupo Credicorp.

Son las nueve de la mañana y suena el teléfono. Es el representante del ASB que llama para decirle a quien nos contó esta historia, que la inversión realizada a través de uno de los fondos administrados por --el hasta la semana pasada prestigioso-- Bernard Madoff se ha perdido. "Era una pirámide, una estafa en la que cayeron muchos bancos, fondos de cobertura, otros inversionistas institucionales, profesionales y sofisticados, nadie sabía qué estaba pasando realmente", le comentan. --"¿Se perdió todo?--"Por completo", le contestan.,

Sin embargo, antes de que la sorpresa y la confusión se disipen para dar paso al reclamo airado del cliente, el representante del banco de inversión subsidiario de Credicorp, se apura en explicar que la empresa hará todo lo que esté en su poder para recuperar, al menos, una parte de aquella desafortunada inversión.

Un poco más tranquilo tras las explicaciones, el cliente cuelga y se recuesta en su sillón pensativo: "¿Cómo pudo pasar esto?".

LA REPUTACIÓN ANTE TODO
Pese al vértigo y la velocidad con que se desenvuelven los mercados de inversiones y de capitales en todo el mundo, estos están basados, en última y definitiva instancia, en la plataforma de realización de negocios más antigua: la confianza.

Por ello, la reputación --como explica el socio principal de Torres y Asociados y especialista en derecho financiero, Narghis Torres-- juega un rol fundamental, al punto que es más importante conocer quién es el que administra un determinado fondo antes que el tamaño de este, pese a que cabría suponer que son mutuamente dependientes.

ESTO FUE LO QUE PASÓ
Es más o menos así: la gran mayoría de fondos de inversión contrata empresas que los ofrecen a bancos como productos o vehículos de --valga la redundancia-- inversión. Como hay muchísimos tipos de fondo, algunos venden rentabilidad probable, algunos seguridad y otros, como los de Madoff, la garantizan más allá del movimiento de la bolsa o los mercados. Pero todos, absolutamente todos, venden su historial y el de sus administradores.

Así, Madoff, un setentón venerable ex presidente de la bolsa tecnológica Nasdaq, presidente y administrador de cuatro de los fondos de caridad más grandes de la comunidad judía, con un historial impecable y una reputación de sabio conocedor del mercado y hasta de gurú, no generaba ninguna duda. Es más, "su nombre sobre el prospecto de un fondo de inversión era en sí mismo un sello de calidad", agrega Torres.

Y es así como la oferta de estos productos llega al ASB y este, a su vez, lo ofrece a sus clientes. Algunos los tomaron, otros no.

DESCUIDO
"El ASB --explica Torres-- debe cumplir dos requisitos antes de poder proceder a invertir el dinero de sus clientes, de lo contrario estaría cometiendo una falta muy grave".

En efecto, incluso antes de ofrecerlos, el ASB debe estar seguro de que el cliente será capaz de entender un producto como el ofrecido por los fondos Madoff que, dadas las altas rentabilidades que ofrecían, debían invertir en instrumentos sumamente sofisticados, como derivados financieros y operaciones con márgenes de garantía (en las que se compra acciones que se dejan en garantía por efectivo para comprar más acciones. Así, en la práctica, con US$100.000 se podrían comprar hasta US$300.000 en acciones). Además, el banco debía estar seguro de que el cliente podría asumir una pérdida fuerte en caso esta se produjera.

En segundo lugar, debe entregar toda la información referente a estos fondos a sus clientes, de manera que estos puedan evaluarla y tomar una decisión informada. Esto último no era cumplido por todos los clientes, pues muchos confiaban en la reputación de Madoff y del ASB y, por supuesto, en las rentabilidades garantizadas de hasta 12% que aquel ofrecía.

"Así funciona siempre, muy pocos leen los prospectos y se guían de la reputación. Además, nadie se quiere perder un 12% en un mercado mundial que se cae y, además, no hay un buen nivel de análisis", sostiene Torres.

LOS AFECTOS
Pero, a todo esto, ¿quiénes han sido afectados por esta estafa en nuestro país?

Torres y el socio encargado del área comercial del Estudio Rubio, Juan García Montufo, están de acuerdo con que fueron muy pocas personas y todas son inversionistas sofisticados y con solvencia comprobada.

"Nadie puede invertir en estos vehículos si no tiene US$100.000, y eso solo para invertir", comenta Torres. Además --agrega García-- lo invertido en estos fondos como porcentaje del portafolio de inversiones no debería superar el 10% o el 15% "que golpea a cualquiera, pero no los quebrará [...] y ellos saben que a más rentabilidad, más riesgo".

EN PUNTOS
Recomendaciones de la SBS
- No entregue su dinero a personas o instituciones no autorizadas por la SBS. En su portal web hallará una lista de ellas.
- Su depósito debe ser considerado "ahorro" y no "inversión" por la institución. De lo contrario, estará asumiendo un riesgo alto.
- Desconfíe de ofrecimientos de grandes ganancias en períodos muy cortos.
- Desconfíe si la persona o institución que pretende captar su dinero no cuenta con local conocido y convoca a reuniones en distintos lugares o realiza captación por Internet.
- Pregunte si su depósito estará protegido por el fondo de seguro de depósitos y exija revisar el contrato antes de hacer cualquier depósito, haga consultas y, sobre todo, pregunte.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook


Contador de más vistas
Certifica.com