• Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook

La mujer más rica del mundo se pelea con su hija por regalo millonario

8:24 | Françoise Bettencourt-Meyers dice que su madre, Liliane Bettencourt (86), propietaria de L'Oréal, no es dueña de sus facultades mentales

París (DPA) .- La Navidad suele celebrarse con la familia. Sin embargo, desde hace algún tiempo la mujer más rica del mundo según la revista "Forbes" no tiene esa dicha.

La millonaria heredera de L'Oréal Liliane Bettencourt, de 86 años, está peleada con su única hija y no hay reconciliación a la vista. Françoise Bettencourt-Meyers acusa a la francesa de malgastar el dinero y de haber perdido el juicio.

El extrovertido fotógrafo François-Marie Banier habría recibido regalos por mil millones de euros (1.400 millones de dólares). Por eso, la hija acudió a la fiscalía. Se aprovechó de la "debilidad" de su madre, principal accionista del gigante cosmético L'Oréal, según la hija.

¿Ya no es dueña de sus facultades mentales? La mujer rechaza las acusaciones. Poco antes de Navidad, Bettencourt contraatacó. "¿Qué le pasa a mi hija? Es una gran tontería", señaló la millonaria en una entrevista exclusiva con el periódico francés "Journal du Dimanche". Agregó que todo el asunto es totalmente idiota y un desperdicio de energía.

Dijo que conoce al artista Banier desde hace más de 20 años y que él le ayudó mucho, también luego de perder el año pasado a su esposo André. Además aseguró que su esposo también conocía a Banier desde hace dos décadas.

La millonaria señaló que la única explicación para el comportamiento de su hija son los celos o un profundo rechazo al artista. Agregó que su hija es muy introvertida. Y dijo que la extroversión de Banier pone nerviosos a muchos.

También desmintió que pudiera adoptar al fotógrafo, escritor y pintor. "Cuando escuché por primera vez la historia de la adopción pensé que estaba soñando. Nunca tuve la intención de adoptar un hijo y menos a uno mayor de 60", señaló la mujer, residente en el rico barrio parisino de Neuilly-sur-Seine e hija del fundador de L'Oréal EugSne Schueller.

Bettencourt señaló que las acusaciones le resultan incomprensibles en vista de que está claro que la hija heredará todo en el futuro. A pesar de todo, el proceso judicial la obligó a realizarse un chequeo psiquiátrico. "Busqué a un famoso psiquiatra. Me dijo: todo está en orden", señaló esta gran amante del arte.

A mediados de mes, medios franceses informaron en base a círculos familiares que Françoise Bettencourt-Meyers no estaba preocupada por el dinero. Más bien temía que su madre perdiera el control sobre los bienes y se aprovechara de ella una persona inescrupulosa.

François-Marie Banier, de 61 años, es considerado en Francia un dandy con amigos famosos, entre otros Isabelle Adjani y Carolina de Mónaco. Para la revista norteamericana "The New Yorker" fotografió a estrellas como Karl Lagerfeld. También retrató a Kate Moss y Mick Jagger.

Por el momento no se vislumbra un final feliz en la disputa. "Desde entonces no he visto a mi hija, y tampoco tengo ganas", explicó Bettencourt, que según "Forbes" posee unos 23.000 millones de dólares (16.500 millones de euros).

Banier, que recibió entre otros una póliza de seguros de vida y una pintura de Picasso, aparentemente incluso evalúa una demanda por difamación. Según sus abogados, por un lado hay "una herida profunda y familiar" y por otro "una historia maravillosa de amistad" y un compartido interés literario y artístico.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook


Contador de más vistas
Certifica.com