El último debate presidencial de cara a la segunda vuelta fue realizado en la Universidad Nacional de San Agustín, en Arequipa. (Foto: Hugo Pérez / GEC)
El último debate presidencial de cara a la segunda vuelta fue realizado en la Universidad Nacional de San Agustín, en Arequipa. (Foto: Hugo Pérez / GEC)
Martín Calderón

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

El último bloque del debate presidencial entre (Perú Libre) y (Fuerza Popular) realizado el domingo pasado trató sobre derechos humanos, políticas sociales y poblaciones vulnerables. En este segmento, ambos coincidieron en sus agendas conservadoras, con ciertos matices.

MIRA: Debate Presidencial 2021: Así fue la polémica entre Pedro Castillo y Keiko Fujimori en Arequipa

Castillo fue el primero en tomar la palabra y aseguró: “Quisiéramos que las personas participen en la gesta de una nueva Constitución. [...] El Estado está hecho para los de arriba, no para los de abajo”.

Durante su intervención, anunció “la gesta de una nueva Constitución”, la ampliación del programa Pensión 65 y los comedores populares, el fortalecimiento de programas sociales como Juntos y Beca 18, programas de inclusión social para personas con discapacidades y el otorgamiento de créditos para mujeres emprendedoras. También se refirió al cuidado del medio ambiente - aseguró que ”Tía María y Conga no van”- y a un programa al que denominó “Barriga llena, corazón contento”.

En tanto, Fujimori lanzó promesas vinculadas al abastecimiento de agua potable, la entrega de títulos de propiedad, el incremento del presupuesto del Programa Nacional de Asistencia Alimentaria, la expansión de Pensión 65 y Juntos y la implementación de casas refugio para mujeres víctimas de violencia de género.

La candidata de Fuerza Popular también se refirió a la entrega de créditos a jóvenes emprendedores, incentivos tributarios para impulsar la contratación de jóvenes y fortalecer la lucha contra la anemia.

“Ambas agendas son tremendamente conservadoras en términos de derechos humanos”, dijo la directora ejecutiva del Instituto de Democracia y Derechos Humanos de la PUCP (IDEHPUCP), Elizabeth Salmón, en diálogo El Comercio.

Agenda limitada

“Castillo, con un pensamiento de izquierda, parece reducir más su agenda a la demanda económica, no a los temas culturales o de inclusión. No se ha referido a la población LGBTQI, tampoco da una respuesta clara al tema de la violencia contra la mujer o el enfoque de género”, consideró Salmón.

Pero la directora ejecutiva de IDEHPUCP precisó que el candidato de Perú Libre “fue quien mejor planteó el enfoque de discapacidad”.

“Ha mencionado dos veces a niños especiales o a la necesidad de integrar a las personas con discapacidad en el entorno social. También me parece interesante lo que ha hablado sobre la interculturalidad, que la educación parte del enfoque de la propia comunidad y que pueda haber allí un espacio mayor para eso”, dijo.

Sobre Fujimori, la especialista en derechos humanos señaló que “varias veces habló de las mujeres, de las casas de refugio, del tema de las capacitaciones para que las mujeres puedan salir adelante”. “Creo que ha aprovechado ese tema debido a la falta de claridad de Castillo sobre el asunto. De alguna forma habla de mujer, pero no necesariamente con un enfoque de género”, dijo.

“Cuando se le pregunta por el tema de la educación, señala que las familias tienen que revisar el currículo escolar. Creo que es un guiño a grupos como ‘Con mis hijos no te metas’, que quieren eliminar el tema de género en la educación”, consideró.

Para Salmón, “el hecho de que un candidato con un discurso pro poblaciones vulnerables, como es Castillo, llegue a la segunda vuelta”, hizo que Fujimori ajuste su discurso en esta etapa de la campaña presidencial.

“Me pregunto si en lugar de que llegara con Castillo [a la segunda vuelta], Keiko llegaba con otro candidato o candidata, ¿habría tenido toda esta bandeja de programas sociales bajo la manga? Mi impresión es que la postura de Castillo con las políticas sociales la tiene desde la primera vuelta, mientras que Keiko ha empezado a sacar las políticas sociales, una tras otra, empujada por el entorno”, aseguró.

En tanto, la directora de Más Igualdad Perú, Alexandra Hernández, destacó que “hubo grandes ausencias respecto a poblaciones vulnerables”.

Hernández agregó que “Castillo mencionó que el tema de no discriminación y las afectaciones de distintos tipos de violencia se trabajan desde la educación, lo cual es adecuado. Pero no hubo claridad en el tema de enfoque de género”. “Si queremos trabajar la prevención de distintas formas de discriminación, lo que hay que hacer, como lo ha ratificado el Tribunal Constitucional, es que se incremente el enfoque de género”, añadió.

Sobre Fujimori, la especialista en poblaciones vulnerables aseguró que “cuando le preguntan por el tema de género, ella no habla de género y dice mujer. Los fujimoristas han hecho una activa campaña contra el enfoque de género y la señora Fujimori lo ha ratificado”.

Añadió que la propuesta de Fujimori de crear casas refugio y capacitar a las mujeres víctimas de violencia de género “ ya muchas organizaciones y el mismo Estado la hacen”.

“El problema no son las mujeres, sino quienes violentan a las mujeres. Y no hay ninguna propuesta pensada en disminuir la discriminación. ¿Cuáles son las políticas para reducir la discriminación y la brecha de género? Cuando hablan de educación y salud, si no lo hacen con enfoque de género, están perdiendo un montón”, añadió.

VIDEOS RECOMENDADOS:

Perfil De Pedro Castillo


Perfil De Keiko Fujimori