Mamá y Familia

Diabetes: Evita estos 8 alimentos para prevenir esta enfermedad

Si bien es cierto que el azúcar aumenta el riesgo de contraerla, el factor genético también cumple un rol determinante.

Diabetes: Evita estos 8 alimentos para prevenir esta enfermedad

Según la OMS, para una dieta de 2.000 calorías diarias no deberían consumirse más de 200 calorías de azúcares libres.

Jueves 15 de noviembre del 2018

Al azúcar se le achacan muchos males. Entre ellos, la diabetes. Sin embargo, la ciencia ha esclarecido que los principales causantes de esta enfermedad son los factores genéticos, la obesidad y el sedentarismo. Por tanto, el consumo de dulces no es una causa directa, pero sí tiene implicaciones secundarias en su desarrollo. 

Giulianna Berrocal, médico cirujano y especialista en medicina preventiva, explica que el azúcar en sí misma no causa diabetes. Esta enfermedad se origina cuando las células del páncreas encargadas de fabricar insulina no funcionan de forma correcta.

El azúcar se convierte en protagonista cuando su consumo excesivo deriva en aumento de peso corporal, el cual es un factor de riesgo que incrementa las probabilidades de que una persona sufra de diabetes.

A Celeste Ibérico le diagnosticaron diabetes tipo 2 cuando apenas tenía 44 años.  Se trata del más común, el que padecen 90% de las personas diabéticas en el mundo. También está la diabetes tipo 1, llamada insulinodependiente, y la diabetes gestacional, que se manifiesta con altos niveles de glucosa en la sangre durante el embarazo causando complicaciones.

Han pasado 18 años desde aquel diagnóstico. Durante ese tiempo, la enfermedad ha supuesto para Celeste un cambio completo en su estilo de vida y no pocas molestias. Tiene baja visión, problemas de circulación, se le duermen las piernas, lo que ha afectado su movilidad. Ahora, está requiriendo diálisis, un tratamiento médico para eliminar del cuerpo las toxinas que los riñones ya no son capaces de procesar.

¿CÓMO PREVENIRLA?
La prevención de la diabetes está asociada con llevar un estilo de vida sano: modificar los hábitos alimenticios, hacer actividad física al menos 30 minutos al día y evitar el sobrepeso, para lo cual se deben hacer cambios importantes en la ingesta de azúcar.

La mayor cantidad de azúcar está presente de manera natural en los alimentos, por ejemplo, en los carbohidratos y las frutas (fructosa). Por tanto, Berrocal afirma que la clave está en controlar el consumo de alimentos con azúcar libre o añadida. Te presentamos una lista de 8 de ellos:

1. Salsas: La mayonesa, la salsa rosa, el kétchup o las salsas hechas a base de mostaza contienen azúcar procesada.

2. Agua con sabores. Una botella de 500 ml de agua saborizada puede tener cerca de cuatro cucharaditas de azúcar.

3. Jugos pasteurizados. No solo llevan la fructosa del ingrediente natural del que están hechos, sino también azúcar añadida.

4. Jugos de frutas. Una porción de fruta sin licuar tiene menos azúcar que un jugo natural, al cual se le suele añadir azúcar.

5. Bebidas energéticas. Aunque estén dirigidas a deportistas poseen grandes cantidades de azúcar y algunos las toman indiscriminadamente copando el aportarte máximo que debería ingerir una persona al día

6. Refrescos o gaseosas. Tienen azúcar añadida en extremo, sustitúyelas por agua, infusiones o café con edulcorante.

7. Dulces. Bien sea empaquetados, de panadería o caseros, los dulces aportan la mayor cantidad de azúcar procesada de la que hay que prescindir.

8. Miel. Para pacientes diabéticos, con predisposición genética a la diabetes o sobrepeso, la miel no es una buena opción ya que tiene las mismas cantidades calóricas que el azúcar.

BAJOS EN AZÚCAR
Hay opciones para comer más bajo en azúcar sin sacrificar el sabor. Para Berrocal, una opción es escoger alimentos enteros descremados, que generalmente tienen menos azúcar o sustituir los dulces por el chocolate negro. Mientras más negro, mejor.

Otra opción saludable es terminar las comidas con una fruta fresca para saciar la necesidad de azúcar sin acudir a los procesados. Es importante leer bien las etiquetas de los productos para controlar qué tanta azúcar llevas a casa, especialmente cuando se tienen niños pequeños.

No dejes que sea demasiado tarde. Cuida tu peso, haz ejercicio, acude con regularidad a tus controles y hazle saber al médico si tienes antecedentes genéticos de diabetes. La prevención empieza por una alimentación sana, natural, con productos frescos y de bajo índice glucémico como las frutas, las verduras, las carnes magras, los pescados, frutos secos, huevos, aceite de oliva y un consumo moderado de azúcar siguiendo los consejos de los especialistas. 

✎ Escribe: Melanie Pérez

 

MIRA TAMBIÉN
Ansiedad: 5 terapias alternativas para sentirte mejor
¿Cómo ganarle la batalla a las alergias respiratorias?
Vegetariano o carnívoro: ¿Cómo lograr un balance para tu hijo?
[VIDEO] Mamá chef: alimentación saludable para los niños

PATROCINADO POR TOTTUS

NOTAS RELACIONADAS