Mamá y Hogar

Compost: 4 pasos para aprovechar los residuos orgánicos

En Lima, se produce a diario un kilo de desperdicios por persona y al menos 30% se puede aprovechar para el compostaje.

Compost: 4 pasos para aprovechar los residuos orgánicos

Para saber si tu compost va bien, pon un poco en tu mano y aprieta. Si bota un líquido, necesita material seco.

Miércoles 31 de octubre del 2018

El compost es abono natural y tiene mútiples beneficios: ayuda a mejorar la estructura del suelo, favorece el crecimiento de las plantas y reduce la cantidad de malas hierbas. Tus plantas crecerán bien y, si tienes árboles de frutas, los cultivos serán mejores.

“Más del 70% de los residuos sólidos de la ciudad se generan en las casas peruanas y, por lo general, estos van a parar a botaderos informales”, afirma Raúl Valenzuela, cofundador de Lima Compost. “El compostaje es una manera de disminuir el impacto”, agrega.

Al hacer compost contribuyes a proteger el medio ambiente, porque reusarás los residuos orgánicos y, por tanto, producirás menos basura. Aparte, obtendrás un abono natural, lo que significa que no usarás un producto químico.  Lo mejor es que no necesitas un jardín enorme para aprovechar el compost. Puedes usarlo inclusive en las macetas y los árboles de tu cuadra.

A continuación, Raúl Valenzuela explica cómo es el proceso. Para empezar, reúne los residuos orgánicos: cáscaras, café, corontas de choclo, entre otros. Si quieres evitar el mal olor, no incluyas carne, huesos ni restos de comida cocinada. Además, ten a la mano algunos materiales secos, como papel periódico, papel para escribir usado, hojas secas o aserrín.

1. PREPARA LOS RESIDUOS
Corta o tritura los residuos. Mientras más pequeños sean los trozos, más rápida será la descomposición. Coloca todo en un recipiente, puede ser una caja de plástico con huecos para la ventilación o una maceta de cerámica no barnizada.

Si tienes una bolsa compostable (hecha con almidón de maíz y otros materiales biodegradables), aprovéchala. En la tienda de Av. 28 de Julio, en Miraflores, Tottus pone a disposición de sus clientes bolsas biodegradables y compostables, hechas a base de almidón de maíz y con capacidad para soportar hasta 5 kilos de peso.

2. MEZCLA
Coloca en el recipiente todos los residuos y mézclalos. El papel periódico y el aserrín sirven para controlar la humedad.  La mezcla debe estar húmeda, pero no debe gotear. Si  escurre agua, añádele más residuos secos. En caso contrario, agrégale líquido.

3. TAPA
Ponle tapa a tu recipiente. Pero antes coloca un papel entero de periódico cubriendo el contenido. A medida que pasen los días, puedes abrirlo para ingresar más residuos y mezclarlos bien.

4. COMPOST LISTO
Al cabo de siete semanas, tendrás tu compost. Ponlo encima de la tierra y riega. Así los nutrientes irán hasta abajo. Ten en cuenta que lo que vas a agregar a tus plantas no son restos de comida, sino desechos orgánicos que lucen como tierra.

Debes saber que la descomposición se produce por acción de microorganismos (bacterias, hongos, ácaros, lombrices, entre otros).

CONSEJOS
El cofundador de Lima Compost nos cuenta las siguientes recomendaciones para aplicarlas en el proceso de crear tu propio compost:

✔ Revisa el compost de cada semana para controlar el proceso de descomposición.

✔ Cada cinco días, revuelve la mezcla y fíjate que nunca esté mojada ni seca, debe estar húmeda. Evita el exceso de agua, porque atrae a las moscas.

✔ Necesitas al menos un metro cuadrado de área ventilada. Puede ser en un balcón, en la lavandería o en el techo.

BOLSAS PARA COMPOST EN TOTTUS
Estas bolsas están certificadas por el proveedor de la materia prima como compostables y por la PUCP como “no plástico”. En los cuatro primeros meses que tienen en el mercado, se ha dejado de entregar más de medio millón de bolsas de plástico. Un logro en la cruzada por proteger el medio ambiente.

Súmate tú también a esta cruzada, motiva a tu familia a reciclar y a compostar. ¡Unámonos en el cuidado del medio ambiente!

 

PUBLIRREPORTAJE

PATROCINADO POR TOTTUS

NOTAS RELACIONADAS