Negocios

Networking: 6 hábitos para desarrollar una buena labor

Para tener una buena red de contactos se necesita practicar ciertos hábitos que nos ayuden a tener una agenda actualizada.

Networking: 6 hábitos para desarrollar una buena labor

Es indispensable tener una agenda actualizada con los datos de tus compañeros de clases, colegas y demás personas que puedan aportar a tu crecimiento profesional.

El Networking es el trabajo de redes de contacto que toda persona o empresa realiza en el terreno social. Es decir, se trata de cultivar aquellos contactos profesionales en el entorno del negocio, que podrían ser de utilidad a la hora de incursionar en nuevos sectores y segmentos del mercado, atraer y retener talento o consolidarnos como empresarios. Para todo ejecutivo es de vital importancia generar una estrategia de Networking en forma de lista de contactos, ya sean proveedores, clientes o cualquier tipo de contacto que podría llegar a sernos funcional en algún momento o etapa de nuestra vida profesional.

Networking: 6 hábitos para desarrollar una buena labor

Networking: 6 hábitos para desarrollar una buena labor


Para Luis Bayona, Consultor Asociado de LHH-DBM Perú, el trabajo de Networking no se limita exclusivamente a generar una nutrida agenda de direcciones y teléfonos valiosos, sino significa elaborar una estrategia para convertirnos en protagonistas de los círculos vitales del sector en el que estamos, con miras a publicitar de manera informal nuestras ventajas competitivas profesionales y el valor agregado del negocio que representamos. El Networking suele tener un efecto boomerang: mientras más gente nos conozca se incrementa nuestra publicidad boca a boca, y así se seguirá alimentando la red de contactos.

Bayona, que ha tenido éxito recolocando importantes CEOs gracias a las redes de Networking, no existe contacto pequeño ni grande. Se trata de reunir en una agenda a todas las personas que nos han visto en acción, desde compañeros del colegio a los que seguimos frecuentando hasta ex compañeros del MBA. Sin dejar de lado las redes sociales, que han elevado la posibilidad de realizar Networking entre desconocidos de manera online, a través de cuentas de Facebook o LinkedIn, que facilitan que otras personas nos descubran.

Según Bayona, existen 6 hábitos que debemos cultivar para tener una buena red de Networking

1.  Agenda actualizada: lo primero es tener un listado actualizado de todos nuestros contactos, desde amigos del colegio, de la universidad, de los diferentes trabajos, del MBA, entre otros. No hay contacto grande ni pequeño, todos son útiles.

2.  Asistir a cócteles: la mejor oportunidad de hacer contactos e incrementar la agenda es frecuentar eventos que reúnan otros empresarios, para poder sumarlos a nuestra red de Networking. Debemos participar en todas las actividades que nos permita la agenda.

3.  Llevar una tarjeta: la tarjeta personal es el elemento que nos va a identificar para nuestros contactos. Esta debe destacar qué es lo que sabemos hacer y qué cargo tenemos. No es un elemento pasado de moda, por el contrario, forma parte del ritual del Networking.

4.  LinkedIn activo: no solo basta tener un perfil actualizado en LinkedIn, la red social de los profesionales, sino compartir artículos propios o de terceros, para que nuestros contactos conozcan mejor nuestras aficiones, intereses y aportes.

5.  Tener un speech: practicar y tener a la mano un diálogo simple y directo de no más de dos minutos, en los que podamos resumir nuestros estudios, cargos ocupados y logros obtenidos. El speech debe ser corto como para decirlo en un encuentro en un ascensor.

6.  Participa en grupos: gremios, fundaciones, asociaciones, entre otras organizaciones, más allá de nuestro trabajo habitual, nos permite acceder a gente a la que normalmente no accederíamos. Por otro lado, añade un perfil interesante a nuestra trayectoria.

Ya lo sabes, a practicar estos hábitos.

Espacio Patrocinado