Módulos Temas Día

Más en Nutrición

Consejos para perder los kilos demás sin caer en dietas extremas

La nutricionista recomienda tener una dieta rica en fibra. Estas aportan vitaminas y minerales, y ayudarán a no tener hambre rápidamente

¿Fan de la comida saludable? Cuidado con obsesionarte con ella

Los vegetales frescos siempre deben estar presentes en nuestra dieta para aprovechar cada uno de sus propiedades antioxidantes, indica Erika Mora, nutricionista de SmartNutrition. (Foto: Archivo El Comercio)

Las dietas más recurridas siempre son las “extremas” o “milagrosas”. Estas finalmente se vuelven peligrosas, ya que al ser carente de algún macronutriente -como los carbohidratos, por ejemplo-, o muy bajas en calorías -por debajo de las 800 Kcal- ocasionan fatiga, dolores de cabeza, mal humor, falta de concentración, mareos, resequedad en la piel, entre otros.

Si bien estas pueden lograr que una persona pierda peso, tienden al “efecto rebote” que suele darse por dos motivos: como respuesta a la eliminación del consumo de carbohidratos. El cuerpo gasta todas las reservas de una sustancia llamada glucógeno, presente en hígado y músculos, que suman en total 1.5 kg, entonces, al volver a consumir carbohidratos, este peso se recupera automáticamente. Y también porque son dietas imposibles de mantener en el tiempo.

Erika Mora, nutricionista de SmartNutrition comenta que lo ideal es perder medio kilo por semana, aunque puede perderse más únicamente con la guía de un especialista en nutrición.

Además, recomienda realizar un análisis de composición corporal para evaluar el tipo de masa que se está perdiendo, en este caso, lo ideal sería que sea sólo masa grasa y no muscular.

A continuación, algunas pautas a seguir para eliminar los kilos demás y sentirse saludable:

1) Comer inteligentemente: este es el punto más importante y clave. No se trata de comer menos, se trata de comer mejor. Aumentar la cantidad de alimentos que tienen bajas calorías (verduras frescas, por ejemplo) y controlar las cantidades de alimentos ricos en calorías (harinas, por ejemplo). No se debe eliminar algún alimento, si no de consumirlo en porciones adecuadas. Así, se podrá comer de todo y las personas sentirán que comieron más.

2) Vegetales frescos siempre presentes: apoyando el punto anterior, se recomienda consumir la mitad del plato de vegetales frescos de diferentes colores, de esta manera se aprovecha cado una de sus propiedades antioxidantes y depurativas contenidas en sus colores.

3) Tener una dieta rica en fibra: estas aportan vitaminas, minerales y sobre todo, saciedad. Va a evitar sentir hambre muy rápidamente.

4) Hidratación con agua y bebidas sin azúcar: se puede incluir en la dieta bebidas como el té verde, infusión de kion, jugos de desayuno con frutas y verduras que apoyen la desinflamación del cuerpo y eliminación de líquidos retenidos por exceso del consumo de sal.

5) ¡Muévete!: el gimnasio no es el único ejercicio que se puede optar, aprovechar las noches frescas para dar un paseo, los fines de semana de playa para jugar un partido de vóley o fútbol, toda actividad física cuenta, y mejor si se realiza 3 veces por semana por 50 minutos cada vez.

Tags Relacionados:

comer saludable

Nutrición

Leer comentarios ()

Subir
Ir a portada