Módulos Tomas de Canal
elcomercio.pe

Últimas

Anemia

Las cifras más altas de anemia se registran en la sierra sur y la selva. En Puno, el 67% de los niños la padece. (Foto: Archivo El Comercio)

Anemia: solo en Lima, cerca de 170 mil niños viven con este mal

Gobierno alista inversión de S/1.041 millones para reducirlo este año a 39%

Los resultados de la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar (Endes) 2018 muestran al Perú ante una situación de vulnerabilidad frente a la anemia.

Actualmente, esta enfermedad –que se presenta por la ausencia de hierro en el organismo– ataca al 43,5% de niños menores de 3 años, cifra que evidencia un estancamiento respecto a niveles observados desde el 2015. 

► Estas son las regiones con mayor y menor índice de anemia infantil en el Perú
► Midis aumenta presupuesto para reducir índices de anemia en los niños

La anemia afecta el desarrollo psicomotor y cognitivo en la primera infancia, que se reflejará en un bajo rendimiento escolar. También incrementa el riesgo de mortalidad fetal en el embarazo. 

—Situación actual—

La incidencia de esta enfermedad a nivel agregado es elevada, pero existen diferencias en las regiones. Si bien los niveles más altos están en Puno (67,7%), Pasco (58,7%) o Loreto (57,4%), la costa fue la única zona que el año pasado reportó un aumento de esta enfermedad. 

Por ejemplo, solo en Lima Metropolitana la anemia aumentó en dos puntos porcentuales y llegó al 35%. Cerca de 170 mil niños viven con esta enfermedad en la capital, la cifra más alta de todo el país. Esta se concentra principalmente en los distritos de San Juan de Lurigancho, San Juan de Miraflores, Villa María del Triunfo y Carabayllo. 

La Endes 2018 muestra también que la anemia –a diferencia de la desnutrición crónica– está presente en todos los estratos socioeconómicos y no solo en los cinturones de pobreza. El año pasado, este mal aumentó en sectores de mayores ingresos y alcanzó el 25% en el quintil más rico (0,9 puntos porcentuales más que lo medido en el 2017). En contraste, disminuyó 1,7 puntos porcentuales en el quintil más pobre, al llegar al 55%. 

Para Janice Seinfeld, directora ejecutiva de Videnza Consultores, la presencia de la anemia se relaciona tanto a los malos hábitos alimenticios como al nivel de pobreza. “En los sectores más bajos no tienes acceso a alimentos ricos en hierro, pero en los más altos puede ser por falta de información y malos hábitos, como el consumo de comida chatarra”, explica. 

—Estrategia en detalle—

En julio del 2018, el gobierno de Martín Vizcarra aprobó el Plan Multisectorial de Lucha contra la Anemia, que articula las acciones de 15 ministerios, gobiernos regionales y municipalidades bajo la coordinación del Midis. Con esto, se espera reducir el índice de anemia a 39% en el 2019, seis puntos por debajo del nivel actual. Este año, el Ejecutivo invertirá S/1.041 millones en programas de tratamiento y entrega de suplementos de hierro. 

Óscar Ugarte, ex ministro de Salud, considera positivo el enfoque multisectorial del plan, pero señala que el estancamiento en la reducción de la anemia ha estado asociado a problemas institucionales y de organización en el Minsa. 

A inicios de este mes, el ministro de Economía, Carlos Oliva, señaló que solo el 55% de los micronutrientes adquiridos cada año se distribuye de manera oportuna y el 30% de niños que padecen la enfermedad los recibe. 

Pese a esto, Ugarte afirma que en algunos lugares hubo casos exitosos en la reducción de esta enfermedad. “Ya con cifras del 2018 se veía que Arequipa redujo como 10 puntos la anemia, el Callao 11 y la provincia de Sechura 20. En todos ellos hubo una buena coordinación entre los niveles de gobierno. En las experiencias donde participan activamente los alcaldes se reduce la anemia”, anota.

Seinfeld añade que en países que exhiben niveles altos de anemia la estrategia debe incluir programas de fortificación masiva de alimentos con hierro.

Tags Relacionados:

anemia infantil

Anemia

Leer comentarios ()

Subir