Mujer espera que se sancione al conductor. (Foto: Captura/Latina)
Mujer espera que se sancione al conductor. (Foto: Captura/Latina)

Yodi Beatriz Gutiérrez Coronado (25), quien ayer sufrió una caída cuando intentó abordar un bus del Metropolitano en la estación Canaval y Moreyra, exigió que se tomen medidas contra el conductor de la unidad porque, según asegura, este no respetó el protocolo de abordaje de pasajeros.

La mujer resultó con heridas en la cabeza y en la pierna tras caer a la vía exclusiva de este servicio de transporte.



Tras el accidente, la mujer y el conductor de la unidad de placa A3A-791 de la empresa concesionaria Transvial, identificado como Miguel Mariano Misajel Navarrete, se presentaron en la comisaría de San Isidro.

“Subo al bus, pongo el pie izquierdo y la mano izquierda en la entrada para ingresar y en eso el bus avanza antes que suene la alarma, con las puertas abiertas. Cuando arranca, la única reacción que tengo es agarrarme con la mano izquierda a la baranda de la estación y en eso el bus jala mi pie, que se había atorado en la puerta. Me arrastró como tres metros. Cuando mi pie se libera del bus recién me golpeo la cabeza”, contó la joven.

Indicó que tras sufrir el accidente, la única persona que le prestó apoyo fue un joven vestido de terno, usuario del servicio, mientras que el personal del Metropolitano recién la asistió minutos después.

De acuerdo al chofer del bus, el accidente fue causado por la imprudencia de la mujer.

“El chofer me dijo que fue mi imprudencia, por haber subido cuando estaba sonando la alarma, y me puse a discutir. En ningún momento, los del Metropolitano me dijeron que me iban a apoyar o que me iban a poner el taxi, nada, todo tuvo que correr por mi gasto. Tuve que ir por mi cuenta a la comisaría a hacer la denuncia, y me dijo el comisario que regresara este miércoles para legalizar los documentos”, contó Gutiérrez Coronado.

En ese sentido, exigió a las autoridades del servicio de Metropolitano que se tomen medidas en contra del conductor.

Tras el accidente, enfatizó, se retiró a su vivienda, ubicada en una zona alta y de difícil acceso en San Martín de Porres. Su pareja tuvo que cargarla para llegar al inmueble.

Comentó que regresará a la comisaría para que le entreguen un documento legalizado, que le permitirá atenderse en una clínica.

Ayer, Pro Transporte informó que la joven fue trasladada a la clínica Internacional del Centro de Lima, donde se activó el seguro para la atención médica correspondiente. La entidad aseguró velará por el cumplimiento de la atención correspondiente en este caso.

Metropolitano

TAGS RELACIONADOS