Asesinato en Miraflores: investigan vínculos con narcotráfico
Redacción EC

‘Charapita’ es el apodo del hombre que acompañaba a Nicola Antonio Bonavia Wong (40), el en un local de McDonalds, en , de seis balazos propinados por dos sicarios.

De acuerdo al testimonio policial dado por ‘Charapita’, y difundido por “90 segundos”, Bonavia Wong habría tenido una deuda de 20 mil soles con una mafia colombiana de narcotráfico que actúa bajo la fachada del negocio de la madera. En medio de lágrimas, el testigo dijo que la víctima tuvo una discusión por teléfono tres días antes de ser asesinado.

“Son tallados, como madera amueblada. Todo llevamos para mueble barnizado y dentro del mueble barnizado van para la frontera. Y adentro del mueble se hace un tallado y ahí está lo que llevan”, contó acotando que tres colombianos y dos peruanos que fungían de prestamistas serían los autores del crimen.

“Andy se llama el colombiano, pero no sé qué apellido tiene, porque nunca dan apellido. El otro se llama José, su primo, al que le dicen ‘parcero’”, refirió.

Justamente trascendió que la Policía investiga si la víctima estaba vinculada al narcotráfico. 

La noche del domingo se encontró un auto Toyota Yaris de placa B8V-349 a pocas cuadras del local de comida rápida. En su interior había una pistola y dos cascos. Justamente, una foto entregada a la Policía muestra a dos sujetos en una motocicleta lineal.

En tanto, los agentes dieron cuenta del hallazgo de dos pistolas abastecidas con municiones cerca del local de comida rápida.