Chosica: Bomberos aún no logran apagar el incendio
Chosica: Bomberos aún no logran apagar el incendio

Pese a que llevan trabajando más de 18 horas continuas, los bomberos aún no logran acabar con el incendio presentado esta mañana en el depósito principal de la fábrica Profitex, ubicada en la zona de Cajamarquilla, Chosica. Así lo confirmó Mario Casaretto, comandante del Cuerpo General de Bomberos del Perú.

Tras indicar que las llamas reavivaron al promediar las 8 p.m., la autoridad señaló que es urgente la presencia de maquinaria pesada para el retiro de escombros. La Municipalidad de Chosica - que esta tarde clausuró el local del siniestro - no cuenta con la misma.

“Nos falta agua y maquinaria pesada para el retiro de escombros. Sin eso será imposible apagar completamente el incendio”, indicó a El Comercio.

El siniestro se originó al promediar las 4 a.m. El difícil acceso a la zona complicó la llegada de los hombres de rojo. Gran parte del camino al punto de la emergencia es trocha.

Las lenguas de fuego llegaron a alcanzar el metro y medio de altura, y la zona carecía de agua potable, lo cual dificultó la labor de los bomberos.

BOMBEROS HERIDOS
En una entrevista radial, Casaretto reclamó la falta de agua en la zona y exhortó varias veces a Sedapal a dar el apoyo requerido. No obstante, esto no es lo más preocupante.

A causa del incesante trabajo en la zona de la emergencia, hay cinco hombres de rojo heridos, los cuales se encuentran en el Hospital Rebagliati. Aquí la lista de nombres:

Angie Cardosa - Sufre fractura de cadera y antebrazo derecho y requiere operación.

Julio Caballero - Golpeado, está en observación.

Ponce León - Fractura de cadera.

Carlos Serrato - Fractura del dedo pulgar izquierdo.

Del quinto no se brindó la identidad.

Jorge Zafra, subgerente de Fiscalización del Concejo de Chosica, informó que el local siniestrado pertenece a Consorcios Huerta Franja Elayo.

ACTUALIZACIÓN
Al promediar las 11:10 p.m., el comandante Casaretto informó que la familia dueña del terreno siniestrado contrató maquinaria pesada para el retiro de los escombros.

Además, la autoridad refirió que progresivamente vienen solucionándose los problemas de carencia de agua. 

Finalmente, expresó que si no hay contratiempos, en máximo dos horas podría controlarse por completo el siniestro.