Redacción EC

En el segundo día del paro de médicos del  (Minsa) y de Essalud, la atención continúa a medias en los principales hospitales de la capital. Por ejemplo, entre el hospital Arzobispo Loayza y el San Bartolomé, en el Cercado, los huelguistas armaron cinco carpas para atender a los pacientes sin el requisito de tramitar una cita.

Según corroboró El Comercio, esta medida ha pasado casi desapercibida por los pacientes, ya que la atención dentro de algunas áreas de los hospitales, como Pediatría, es normal. Solo se pide a los usuarios que saquen cita a partir de las 7:30 a.m., a fin de poder atender a la mayor cantidad de personas posible. 

En tanto, en la carpa de la misma especialidad, por ejemplo, se aprecia a más médicos que a pacientes. Pese a ello, Miguel Peláez, uno de los galenos, afirmó que desde las 7 a.m. hasta las 10 a.m. atendieron a unas 50 personas. Para ello, no exigen citas ni pago alguno.