La tranquilidad de una familia en San Isidro se vio interrumpida al una pared lateral de su vivienda, que colinda con un edificio en construcción a cargo de la inmobiliaria TyC. Además de los daños materiales, una persona resultó con contusiones, denunció Gabriel Peschiera, hijo del propietario del inmueble afectado.

Tras el incidente, ocurrido el jueves 15 cerca de las 5 p.m. en el pasaje Palmira 180, a la altura de la cuadra 12 de la avenida Javier Prado, la Municipalidad de San Isidro procedió a paralizar temporalmente la obra y multar con S/. 3.850 (1 UIT) a la constructora.

Esta sanción durará hasta que se subsanen las faltas de seguridad y se cumpla con el resarcimiento por los daños ocasionados.

En comunicación con El Comercio, Peschiera explicó que la pared de ladrillos (de 15 metros de largo por 7 de alto) cedió debido a que "las excavaciones para construir los sótanos del edificio provocaron el debilitamiento de los cimientos". 

(WhatsApp El Comercio)

Los daños ocasionados superarían los S/. 200 mil, pues el desplome se trajo abajo varios árboles, daño el mobiliario del jardín y una piscina. "Por fortuna, mi hija que estaba jugando en el lugar no resultó herida, pero sí el jardinero, quien ya está fuera de peligro", dijo.

Lee también...

TAGS RELACIONADOS