San Isidro: vecinos piden seguridad y más estacionamientos
Redacción EC

FERNANDO GONZÁLEZ - OLAECHEA T.

Al preguntarle a un vecino de San Isidro cuál cree que sea el principal problema de su distrito, no dudará en responder que la falta de estacionamientos sin importar el sector en el que viva. El distrito tiene poco más de 9 km2  y 55.000 habitantes. Sin embargo, posee un déficit de 9.000 parqueos y recibe al día al menos un millón de personas como población flotante.

Actualmente hay un proyecto de estacionamientos subterráneos en ejecución bajo la Av. Rivera Navarrete, en pleno corazón de la jurisdicción, que dotará de 822 parqueos a la zona. Se estima que todo esté listo el próximo año, aunque su ejecución se retrasó desde el 2012. En el lugar se están haciendo trabajos y, si bien el tránsito no ha sido restringido, debido a las obras se pueden ver cuellos de botella en esta vía.

Percy Cahua, vecino del distrito, dijo temer que esos espacios sean tomados por trabajadores o personas que van a realizar algún trámite, no necesariamente por vecinos, quienes deben cuadrar sus carros en la calle. Para él, la siguiente gestión municipal deberá promover más iniciativas como esta.

Luis Mendoza Tagliabue, directivo de una junta vecinal cercana al límite con San Borja,comentó que el problema del estacionamiento va más allá del centro financiero o comercial. “Hay personas que van a los edificios colindantes a nuestra zona, como la clínica Ricardo Palma o al Banco Continental, y como no hallan estacionamientos cerca se cuadran en zonas rígidas, obstruyendo las vías”, dijo.

Esa obstrucción de vías, en palabras de Mendoza, influye en la gran congestión vehicular en otras arterias que atraviesan el distrito. Circular por vías como Juan de Arona, Canaval y Moreyra, Javier Prado, Aramburú o República de Panamá demuestra que la situación del tránsito vehicular está al límite en San Isidro.

En el Plan de Desarrollo Urbano 2012-2022 del distrito hay planes para ampliar o modificar estas vías, sin embargo poco se ha hecho al respecto.

SERENOS MÁS CAPACITADOS

Para varios vecinos, otro de los problemas de San Isidro es la inseguridad. A pesar de ser considerado uno de los distritos más seguros y con mejor percepción de seguridad por la ONG Ciudad Nuestra, algunos sanisidrinos creen que aún hay trabajo pendiente en este punto.

Ruth Sánchez Castillo de Loayza, vecina de la residencial Santa Cruz y ex presidenta de su junta de vecinos, comentó que este sector es el que menos serenos tiene en el distrito.

“Como es un lugar grande, viene gente de otros lados, venden droga, roban partes de autos, y no se hace mucho al respecto”, comentó con malestar. Andrea Zevallos, vecina de la avenida Jorge Basadre, compartió su opinión y contó que en esa vía también se registran asaltos al paso.

Mercedes Cáceres, vecina de Camino Real, consideró que los serenos deben estar más capacitados para la vigilancia y comunicarse velozmente con la policía en caso de algún delito.

EL LÍMITE PENDIENTE

En el cruce de la avenida Javier Prado con la calle De la Rosa Vergallo los carteles de candidatos a la Alcaldía de San Isidro y Magdalena se mezclan. Eso revela el desorden territorial que envuelve a unas 40 cuadras entre ambos distritos.

Según Jorge Arce, jefe del Instituto Metropolitano de Planificación, la institución está preparando un informe final sobre ese diferendo que será presentado a ambas comunas para que puedan definir sus límites.

PARTICIPA

¿Qué necesita tu distrito? Envíanos tu opinión a sociedad@comercio.com.pe o vía Twitter a @sociedad_ECpe con el tag #SanIsidroquiere.