Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Lima

San Juan de Lurigancho en crisis por violencia y extorsiones

Crímenes más comunes son asaltos y delitos contra la vida, cuerpo y salud. Población crece a razón de 20 mil vecinos al año

San Juan de Lurigancho en crisis por violencia y extorsiones

San Juan de Lurigancho en crisis por violencia y extorsiones

San Juan de Lurigancho está ubicado al este de Lima y, además de ser el distrito con mayor población en toda la capital, se ha vuelto con el paso de los años en el más peligroso al contar con casi el 10% del total de delitos cometidos anualmente dentro de la ciudad.

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), en este distrito se cometieron aproximadamente 11.700 crímenes en el 2013, de los cuales casi seis mil fueron delitos contra el patrimonio. La modalidad más recurrente son los robos al paso y los asaltos.

Estas cifras indican que este distrito es también uno de los más violentos con más de 1.500 delitos entre asesinatos y lesiones también el año pasado. Muchos de estos casos son vinculados a disputas de bandas enfrentadas por cupos de construcción civil y por el dominio del mercado de drogas al menudeo, según la policía de la Divincri de este distrito.

“En realidad, San Juan de Lurigancho no tiene tantos problemas de pandillaje. El verdadero problema es la delincuencia mayor, las extorsiones por los cupos que los hampones le cobran a las empresas con obras ahí”, dijo a El Comercio el general Eduardo Pérez Rocha, ex director de la policía.

FALTA OPERATIVIDAD
En respuesta a esto, San Juan de Lurigancho cuenta en total con 10 comisarías y dos Divincris, la última inaugurada este año como un intento del Ministerio del Interior de combatir al crimen organizado en este distrito.

“Se supone que las comisarías debería tener un mínimo de 125 policías cada una, pero en SJL el promedio es de menos de 70. Si tomamos en cuenta el 24x24, el número se reduce aún más”, detalló Pérez Rocha.

El general PNP en retiro criticó la instalación de tantas dependencias policiales en un solo distrito en lugar de potenciar los recursos policiales con los que cuenta San Juan de Lurigancho. “Las municipalidades también deben asumir su papel. Si el dinero que se invirtió en un sistema de vigilancia defectuoso y en un helicóptero se destinara a mejorar la inteligencia de la PNP, otra sería la historia”, dijo Pérez Rocha a este Diario.

La falta de respuesta inmediata contra la delincuencia, de una conexión entre comuna y policía y la escasa inteligencia en SJL  seguirán mellando la seguridad ciudadana y aumentando las cifras de victimización.

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada