Gladys Pereyra Colchado

Juan José Flores bajó del bus frente al Wong de y, como todos los días, caminó por la avenida Caminos del Inca hacia su casa, a unas cuatro cuadras. Eran las 8 de la noche del miércoles 17 de noviembre y a la altura del cruce con Nazarenas sintió que un delivery lo estaba siguiendo.

LEE TAMBIÉN | Reja de 145 metros enfrenta a padres franciscanos con la Municipalidad de Lima por peatonalización del centro

Cruzó la calle, cambió de dirección por las dudas y pensó que era su imaginación. Volvió a cruzar y ahí estaba el motorizado al frente, mirándolo. Cuando alguien le tocó la espalda se dio cuenta que estaba perdido. Desde otra moto, con dos pasajeros, le apuntaban con un arma. “Dame todo lo que tienes, me dijeron. La pistola estaba en mi cabeza. Le di mi mochila, ahí estaba mi computadora, mi teléfono, mi estabilizador, cables, cargadores, todo lo que uso para mi trabajo, me había costado muchísimo”, dice.

Dos semanas después, sigue con bastante miedo y preguntándose cómo en una avenida tan transitada como esa pudo pasarle algo así.

Cuando le robaron a Esther también había gente en la calle. Caminaba por Petit Thouars, cerca de Javier Prado, en San Isidro, a las 6 de la tarde. Sacó el celular para hacer una llamada y no se dio cuenta que una moto subió a la vereda detrás de ella y la siguió despacio. En dos segundos ya no tenía el celular en la mano.

A Anthony le apuntaron a la cabeza con un arma de fuego en San Martín de Porres. Los delincuentes, también en moto, eran dos y lo venían siguiendo desde unas cuadras atrás. Cuando el joven de 22 años vio que uno de los raqueteros corría hacia él para quitarle el celular que llevaba en la mano, tiró el equipo a una reja de su casa. Recibió a cambio disparos en la pierna.

Delincuentes aprovechan la distracción de las personas que utilizan el celular en la calle para robar al paso.
Delincuentes aprovechan la distracción de las personas que utilizan el celular en la calle para robar al paso.
Delincuentes aprovechan la distracción de las personas que utilizan el celular en la calle para robar al paso.
Delincuentes aprovechan la distracción de las personas que utilizan el celular en la calle para robar al paso.

Los parecen haberse vuelto algo cotidiano, especialmente en las semanas previas a Navidad y Año Nuevo. Se estima que solo por estas fechas aumentan 40% en el país. Aunque los delincuentes usan distintos vehículos y modalidades, las características de las motos favorecen a los hampones. “La delincuencia es camaleónica, busca distintos modos de robar y una de las más frecuentes es el raqueteo en robos lineales porque son fáciles para evadir una persecución, pueden cruzar un parque, subir a una vereda, evaden el tránsito fácilmente”, explica Abdul Miranda, gerente de seguridad ciudadana de Miraflores.

Los raqueteos de este tipo tienen un patrón similar: el o los delincuentes rondan por una avenida para identificar a personas distraídas, se acercan lo suficiente y actúan en segundos. “Tienen la agilidad para invadir veredas y arrebatarte el celular. Aprovechan la distracción cuando alguien chatea mientras camina o habla por celular en un paradero. Actúan sobre todo en horas punta y fines de semana”, indica.

El comandante PNP (r) Miguel Guerrero, gerente de seguridad ciudadana de Pueblo Libre, ha identificado una modalidad constante en su distrito: los falsos deliverys. “Cualquiera consigue una licencia de conducir para moto, alquilas el vehículo a S/30, en Internet compras caja de las empresas por S/100. Si la policía te detiene dices que estás trabajando cuando en la caja llevas otra casaca y otro casco para que no te identifiquen después de robar”, explica.

Cajas de delivery de conocidas empresas son vendidas en Internet a precios que van desde los 80 hasta los 130 soles.
Cajas de delivery de conocidas empresas son vendidas en Internet a precios que van desde los 80 hasta los 130 soles.

En San Isidro, Hugo Niembro, gerente de seguridad ciudadana, señala que, aunque las estadísticas de este distrito indiquen que los robos han disminuido en 32% respecto al 2019, esto podría cambiar con el avance de la reapertura económica. “En esa época recibíamos 1 millón de personas al día, ahora recién se está reabriendo el centro financiero y otras actividades, lamentablemente las cifras pueden aumentar”, señala.

De acuerdo con Niembro, solo en este distrito el 80% de robos ocurre entre las 4 y las 11 p.m. “Uno de los principales objetivos de los delincuentes son los paraderos como Javier Prado con Arenales, con Pardo y Aliaga, con Navarrete. Es una avenida amplia, de varios carriles y es más fácil escapar para ellos”, explica.

Los tres coinciden en que el comportamiento del ciudadano es clave. Hacer largas llamadas en la calle o enviar mensajes mientras se camina al lado de una avenida puede distraer y evitar que se reacciones a tiempo ante un delincuente. “Es importante prevenir. No vas a ir a comprar con un reloj rólex porque te van a seguir. No te roban en la tienda sino cuando estés llegando a tu casa o entrando a un restaurante. Si llegas a la puerta de tu casa recomendamos que no te quedes mucho rato afuera, los delincuentes dan vueltas y marcan su objetivo”, resume Niembro.

Tanto San Isidro como Miraflores cuentan con aplicaciones de “botón de pánico”. En el primero, se llama Alerta San Isidro y permite enviar una alerta a la central de seguridad en caso de ser víctima o testigo de un delito. “Hemos calculado que en minuto y medio vas a tener a tu costado un patrullero o un sereno. Eso nos permite hacer cierres de calles para capturar al ladrón si ya te robaron”, explica Niembro.

En el caso de Miraflores, el aplicativo se llama SOS Miraflores, disponible para IOS y Android, funciona de forma similar. Se necesita un registro previo para evitar falsos reportes. “Los operadores llaman para saber qué tipo de emergencia ocurre. Si no contestan, igual inmediatamente va personal de serenazgo a la zona”, explica Abdul Miranda.

El distrito de Miraflores cuenta con una aplicación de botón de pánico para que quien sea víctima o testigo de un hecho delictivo envíe una alerta a la centra de seguridad del distrito. (Fernando Sangama / @photo.gec)
El distrito de Miraflores cuenta con una aplicación de botón de pánico para que quien sea víctima o testigo de un hecho delictivo envíe una alerta a la centra de seguridad del distrito. (Fernando Sangama / @photo.gec)
El distrito de Miraflores cuenta con una aplicación de botón de pánico para que quien sea víctima o testigo de un hecho delictivo envíe una alerta a la centra de seguridad del distrito. (Fernando Sangama / @photo.gec)
El distrito de Miraflores cuenta con una aplicación de botón de pánico para que quien sea víctima o testigo de un hecho delictivo envíe una alerta a la centra de seguridad del distrito. (Fernando Sangama / @photo.gec)

En general, solo entre enero y junio de este año se han denunciado 50.776 delitos contra el patrimonio (robos, hurtos y estafa), según el INEI. Es decir, casi 282 denuncias todos los días. Una cifra menor si se toma en cuenta que apenas un 20% de los robos llegan a reportarse ante las autoridades.

Las motos también son blanco de los hampones. De enero a junio de este año se ha denunciado el robo de 2.077 motos en el país y es el tipo de vehículo más robado, seguido del mototaxi (1.195) y los autos (963). Si se compara con las cifras del año pasado, el robo de motos ha crecido en 330,9%, de acuerdo con INEI.

Propuestas

Pueblo Libre ha presentado un proyecto para empadronar a todas las personas que brinden servicio de delivery en moto. La iniciativa busca crear una base de datos que permita a la policía saber si el motorizado es un trabajador formal. “Es una actividad que va en aumento y no se ha formalizado. Para ser delivery deberías presentar si tienes antecedentes, registrar la moto, si tienes tus dos vacunas. Con un código QR en las cajas la policía puede conocer todo eso y evitar los falsos delivery”, explica Guerrero La propuesta ha sido presentada ante la comisión de Defensa del Congreso y la Mancomunidad de Lima Centro. “El Mininter también recibió la propuesta y nos ha informado que la PNP la evaluará”, añade.

Otra propuesta es el Proyecto de Ley N° 1696 presentado por Miraflores ante el Congreso y que busca prohibir motos con dos ocupantes. La iniciativa, que fue cuestionada por organizaciones de motociclistas, fue aprobada en la Comisión de Defensa y espera ser debatida en el pleno.

VIDEO RECOMENDADO

“Cuéntame Otra”: Bruno Pacheco, todo pinta mal, por Fernando Vivas | VIDEOCOLUMNA
En su videocolumna del viernes, Fernando Vivas subraya el triste papel de un personaje que en lugar de compensar los vacíos de su jefe, lo expuso a las tentaciones del poder.

TE PUEDE INTERESAR


TAGS RELACIONADOS