Integrantes de colectivos por los derechos de las mujeres protestaron anoche tras la muerte Eyvi Ágreda, joven que falleció debido a las quemaduras que hace 38 días le causó Carlos Hualpa en Miraflores.

La manifestación inició con un plantón frente al Palacio de Justicia y luego se desplazó por calles del Centro de Lima hasta llegar al Congreso de la República, donde la policía utilizó sus escudos para dispersarlas.

Con velas, flores y pancartas, las manifestantes exigen acciones concretas para acabar con la violencia hacia las mujeres y penas más duras por los delitos de acoso y feminicidio.

Martha Gamarra, voluntaria del colectivo Ni Una Menos, señaló que también piden una educación con enfoque de género para que se respeten los derechos de las mujeres y para que las víctimas de violencia verbal o física no tengan problemas al denunciar a los agresores.

“El tema del acoso laboral, el acoso callejero no es broma ni un chiste. Eyvi es prueba de ello”, expresó a El Comercio.

Además del plantón en la sede del Poder Judicial, esta noche se realizan concentraciones en el parque Kennedy, en Miraflores, y en el parque Washigton, en el Cercado de Lima. Asimismo, se preparan movilizaciones mañana en Cusco, Apurímac y otras regiones del país.

El 24 de abril pasado, Carlos Hualpa Vacas roció combustible sobre Eyvi Ágreda y le prendió fuego al interior de un bus de transporte público. El ataque produjo en la joven de 22 años quemaduras graves en el 60% de su cuerpo, por lo que tuvo que ser sometida a 12 operaciones. No obstante, su cuerpo no resistió a una infección generalizada y murió la mañana del último viernes en el hospital Guillermo Almenara.

TAGS RELACIONADOS