Redacción EC

Han pasado cinco días desde que se produjo el gigantesco aniego en , que ha afectado a más de 2 mil ciudadanos, y las labores de limpieza y remoción de desechos continúan.

Si bien varios vecinos han regresado a sus viviendas en algunas zonas donde las aguas servidas fueron retiradas, la preocupación continúa, ya que temen que el lugar se convierta en un foco de enfermedades infecciosas.



El Ministerio de Salud (Minsa) ha anunciado que hoy comenzará a fumigar las casas de San Juan de Lurigancho.

Por su parte, el ministro de Defensa, José Huerta Torres, dijo que el gobierno declarará en emergencia la zona afectada por el aniego, lo que permitirá que todos los sectores puedan participar en las labores de limpieza, fumigación y reparación de viviendas e infraestructura.

El aniego se originó durante la madrugada del domingo a causa de la rotura del sector primario de desagüe ubicado en el cruce entre las avenidas Los Tusílagos y Próceres de la Independencia, en la urbanización Las Violetas.