Para inhibir y detectar el acoso sexual se “dispondrá del uso de mecanismos tecnológicos de grabación y video”, precisa la ordenanza de Santa Anita. (USI)
Para inhibir y detectar el acoso sexual se “dispondrá del uso de mecanismos tecnológicos de grabación y video”, precisa la ordenanza de Santa Anita. (USI)

Luego de 38 días de agonía, ayer murió Eyvi Agreda, la joven atacada por un acosador en un bus de transporte público. En este contexto, la Municipalidad de Santa Anita acaba de aprobar una norma contra el acoso en la modalidad callejera.

Se trata de la ordenanza , publicada hoy en el diario oficial El Peruano, que previene, prohíbe y sanciona el acoso sexual en espacios públicos, ejercido en contra de las personas que se encuentren o transiten en el distrito de Santa Anita.

Comentarios e insinuaciones de carácter sexual, actos de naturaleza sexual, verbal o gestual, gestos obscenos que resulten insoportables, hostiles, humillantes u ofensivos; tocamientos indebidos, roces corporales, frotamientos contra el cuerpo o masturbación en el transporte o lugares público, así como el exhibicionismo o mostrar los genitales en el transporte o lugares públicos son las acciones que la norma considera como acoso.

Una de las medidas que adoptará el municipio es establecer sanciones contra quienes ejerzan algún tipo de acoso con gestos, silbidos o sonidos de besos en el distrito (20% de una Unidad Impositiva Tributaria –UIT), por tocamientos, frotamientos, masturbación publica o exhibicionismo (1 UIT) y para los dueños de los establecimientos comerciales y obras que no cumplan con colocar los anuncios y carteles que prohíban la realización de este tipo de agresiones (50% de una UIT). Este año, el valor de la IUR es 4.150 soles.

Para inhibir y detectar conductas de dicha índole se “dispondrá del uso de mecanismos tecnológicos de grabación y video”, precisa la ordenanza.

Asimismo, se establecen tareas para el Serenazgo en planificación, prevención y ejecución contra el acoso, campañas de sensibilización a la población respecto a esta problemática y que cada segunda semana de abril sea la Semana contra el Acoso Sexual en Espacios Públicos en el distrito.

Los administradores de establecimientos que desarrollen actividades económicas, propietarios, trabajadores y residentes de obras en proceso de edificación estarán obligados “a cautelar el respeto hacia las mujeres, hombres, niños y niñas evitando el acoso sexual en espacios públicos debiendo difundir la presente ordenanza y brindar capacitación al personal a su cargo sobre el tema”.

Finalmente, se encarga a la Gerencia de Seguridad Ciudadana de la comuna dirigida por la alcaldesa Leonor Chumbine la elaboración de un protocolo de atención a las víctimas.

Lee también: