Cristina Fernández

Yeferson Villamil Mayorga observa con emoción uno de los tres papamóviles que el utilizó para recorrer Bogotá, Medellín, Cartagena y Villavicencio durante su visita a Colombia en setiembre último. Este joven de 26 años es parte del equipo de más de 50 personas que trabajaron en la elaboración de los vehículos, que llevan la placa y los símbolos oficiales del Vaticano, y que, tras algunas modificaciones que tardaron tres meses, servirán para trasladar al papa Francisco en su visita al Perú.

“Sentí alegría y orgullo de que el Papa haya usado nuestros vehículos. Fueron muchas amanecidas, trasnochadas del equipo para que los tres carros queden en perfectas condiciones”, comenta el técnico en pruebas de carretera que terminó involucrado en la elaboración de los papamóviles y recibió de parte del Sumo Pontífice un escapulario que ahora guarda como un tesoro.

Ayer la empresa General Motors presentó en su planta de Bogotá, en Colombia, uno de los tres papamóviles modificados, a solicitud de la Santa Sede, para la visita del Papa a nuestro país del 18 al 21 de enero del 2018.

—Características—
Los vehículos, ya utilizados en Colombia, son camionetas Chevrolet modelo Traverse con motores de V6 de 3.6 litros y 281 caballos de potencia. Para ser convertidas en papamóviles, fue necesario cortar los techos y cabinas. Luego se incorporó un cubículo de vidrio templado sin ventanas laterales para que Su Santidad pueda tener contacto con la gente, tal como él mismo pidió.

Las camionetas ahora llevan barandas de apoyo, cuentan con escaleras que pueden ser operadas tanto del interior como del exterior del vehículo y una silla papal que puede girar 360 grados.

“Una de las principales modificaciones para los papamóviles que serán llevados al Perú es que solo contarán con un asiento arzobispal; todos los anteriores llevaban dos. Además hay una conexión que le permitirá al Papa comunicarse con el chofer y así evitar accidentes”, explica Keyvan Rahman, ingeniero jefe de General Motors y responsable del proyecto.

Esta compañía automotriz también proveerá la flota de vehículos que usará el Papa y los miembros de su comitiva en cada uno de sus recorridos en el Perú, por Puerto Maldonado, Trujillo y Lima.
Según las disposiciones de la comisión a cargo de la visita del Papa, todos los vehículos, incluidos los papamóviles, serán entregados en diciembre al Gobierno Peruano.

Cabe recordar que con Juan Pablo II se popularizó el uso del papamóvil. Uno de los primeros vehículos de este tipo es el que empleó el recordado Papa Viajero durante su visita de 1979 a Irlanda: un Ford Serie D acondicionado y pintado de blanco.

Lee también...