Módulos Temas Día

Más en Transporte

Los negocios de la familia del abogado que congela papeletas

Tienen local de revisiones técnicas y escuela de choferes. La madre de Carlos de la Cruz Hinostroza, es gerenta de dichos negocios. Su padre y su hermano también participan.

Carlos de la Cruz Hinostroza,Papeletas,Poder Judicial,SAT

Carlos de la Cruz Hinostroza se comprometió a dar una entrevista a El Comercio, pero no cumplió y solo hizo que su abogado hablara por él. (El Comercio)

Carlos de la Cruz Hinostroza, el abogado que se ufana frente al SAT de congelar el pago de multas incluso coimeando a un secretario del Poder Judicial, no es el único integrante de su familia que trabaja a costa del caos vehicular en Lima.

En su perfil de Facebook, De la Cruz promociona la Escuela de Conductores Integrales Todas las Sangres. Esta tiene como dirección, según lo publicado en la red social, la misma oficina en que el abogado atiende a los infractores que no quieren pagar sus multas: jirón Camaná 367 en el Cercado de Lima. Sin embargo, si uno revisa esta empresa en los Registros Públicos, De la Cruz no aparece por ningún lado. Quien sí figura es su madre, Florentina Hinostroza Ayala.

-La escuela De la Cruz-
Nacida en Ayacucho hace 65 años, Hinostroza, según la Sunat, es gerenta general de la escuela de choferes Todas las Sangres. Esta se constituyó en Lima el 10 de febrero del 2012 con un capital inicial de S/10 mil.

Los fundadores fueron Maximiliano De la Cruz Yaranga, esposo de Florentina y padre de De la Cruz, y Nilo De la Cruz Hinostroza, hermano del tramitador del Jirón Camaná.

La madre no figura con estudios superiores, según el portal de la Sunedu. El padre es bachiller en Ciencias de la Educación y el hermano es licenciado en Educación Física. Carlos De la Cruz es el abogado de la familia y sigue habilitado para ejercer por el Colegio de Abogados de Ayacucho, pese a los reclamos del SAT tras su condena en el 2014 de cuatro años por el delito contra la fe pública.

-Centros informales-
Si bien en Facebook la dirección de esta escuela queda en el Cercado, según Sunat esta se ubica en San Juan de Lurigancho, cerca al paradero 2 de Las Flores. Esta misma dirección, a parece en las tarjetas personales que De la Cruz entregaba al ofrecer sus “asesorías legales”.

Según Paul Concha, Director de la Dirección General de Transporte Terrestre del MTC, el propósito con el que se crearon estas escuelas (formar a choferes profesionales) se desvirtuó en los últimos años, convirtiéndose en un negocio informal. En vez de certificar los conocimientos de sus clientes sobre reglas de tránsito, los validaban, a cambio de unos cuantos soles, sin importar si sabían las reglas o no.

“¡Se han convertido en un antro de corrupción!”, dice Luis Quispe Candia, presidente de la ONG Luz Ámbar, al referirse a estos centros. “Por lo menos se ha logrado que ya no entreguen los certificados [de conocimientos] recién a partir de enero. Ahora el Touring es el centro de evaluación”, añade Quispe.

—Revisiones técnicas—
Florentina Flores también es gerente general del Centro de Revisiones Técnicas Todas las Sangres, según los Registros Públicos. Esta empresa fue constituida el 3 de mayo del 2016. Pero inició sus actividades en octubre del 2017, según la Sunat.

“El objeto de la sociedad es dedicarse a realizar inspecciones técnicas vehiculares”, señala la ficha registral. Sin embargo, este centro donde supuestamente se atenderían a los autos queda en la misma dirección que la pequeña oficina de De la Cruz: Jirón Camaná N° 367.

Este centro fue fundado con un capital inicial de S/1.000. No existe un reporte en la Sunat sobre el número de trabajadores que tienen. Además, en la página web del MTC no aparece esta empresa como uno de los centros de inspección técnica autorizados a operar.

Son al menos tres empresas las que pueden ofrecer este servicio en Lima (Farenet, Lidercon y Revisiones Técnicas del Perú), de acuerdo a l portal del MTC. De modo que sería imposible que el centro de inspección de De la Cruz pueda brindar formalmente esta atención, más aun si en el Jirón Camaná no existe ningún taller.

El abogado ni ninguno de sus familiares registran propiedades a su nombre, de acuerdo a los Registros Públicos ni tienen antecedentes policiales ni pedidos de requisitoria, según pudo constatar El Comercio.

—Sin descargos—
Este Diario intentó reiteradas veces, desde antes de publicar la primera historia sobre las operaciones de De la Cruz, obtener los descargos de este abogado. a través de llamandas telefónicas y un correo electrónico.

El lunes, De la Cruz se acercó a El Comercio y se comprometió a responder nuestras preguntas al día siguiente a las 4 p.m. Pero llegado el momento no contestó su número telefónico.

Quien sí habló fue su abogado Eddy Chiriboga. No obstante, el defensor de De la Cruz se limitó a reclamar insistentemente por la identidad del periodista que escribió la nota sobre su patrocinado. Pidió que lo llamemos en media hora, pero no volvió a contestar su celular.

Leer comentarios ()

SubirIrMundial 2018Ir a Somos
Ir a portada