Supuestos choferes manipulaban el GPS del celular para simular carreras.
Supuestos choferes manipulaban el GPS del celular para simular carreras.
Redacción EC

Agentes de la Policía Nacional del Perú intervinieron ayer por la madrugada una ‘granja’ de falsos viajes de taxis por aplicación en San Juan de Lurigancho.

Como reveló la campaña #NoTePases de El Comercio en mayo del 2019, estos falsos choferes de taxi por aplicación se dedican a manipular el GPS de los teléfonos móviles para engañar a sus pasajeros y obtener dinero de sus tarjetas de crédito.

Durante la operación, realizada por miembros de la División de Investigación de Delitos de Alta Tecnología (Divindat) y de la División de Investigación Criminal (Divincri), se intervino a cuatro jóvenes, uno de ellos de nacionalidad venezolana.

Se trata de Bruce Rocki Trevejo Cárdenas, Pedro Jhonatan Cribillero Pinedo, Elvis Junior Castillo Medina y Jhonnier David Pérez Angulo, quienes se encontrarían inmersos en la presunta comisión dele delito contra la tranquilidad pública - banda criminal, delito informático en la modalidad de acceso ilícito y abuso de dispositivos y mecanismos informáticos; y delito informático contra la fe pública - suplantación de identidad en agravio de titulares de líneas telefónicas.

Según investigaciones de la policía, la banda habría obtenido ilícitamente las cuentas y contraseñas de algunos conductores afiliados al servicio de taxi para recibir solicitudes de viajes.

PNP interviene ‘granja’ de viajes falsos de Uber que estafaban a pasajeros | #NoTePases

Para cometer este delito, la banda estaba provista de casi 1.000 chips de diferentes operadores telefónicos y más de 25 celulares, adempás de 3 computadoras y 2 laptops.

¿Cómo operan?

Especialistas consultados por este Diario explicaron que los delincuentes simulan estar cerca del punto de recojo. Cuando un pasajero acepta el viaje, el vehículo nunca llega a la dirección, lo que obliga al cliente a cancelar la carrera, generando ganancias al chofer por el cobro de la cancelación.

“Pides un Uber, el supuesto chofer acepta la carrera y comienza a moverse alrededor de tu punto de recojo, da vueltas virtualmente, pero nunca llega hasta que canceles. Cuando cancelas, harto de esperar, la app cobra una penalidad”, explicaron expertos en temas de fraude virtual consultados por El Comercio.

La ‘granja’ de viajes falsos de taxis por aplicación es una modalidad de robo que nació en China en el 2016 y que se extendió hasta llegar a América Latina. En este continente, el Perú ha sido identificado como el primer país donde operan organizaciones bajo esta modalidad.

#NoTePases