Leslie Nielsen (centro) y Robert Hays (derecha) en una escena de "Airplane!" (1980). (Foto: Paramount Pictures)
Leslie Nielsen (centro) y Robert Hays (derecha) en una escena de "Airplane!" (1980). (Foto: Paramount Pictures)
Juan Luis  Del Campo

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

“Shirley! Don’t call me Shirley!”. Con esas palabras, dichas en completa seriedad, (1924-2010) se consagró como uno de los actores cómicos más recordados del cine. Pero aunque ahora es recordado como uno de los grandes de la comedia en las décadas de los 80 y 90, sorprenderá a algunos de sus seguidores el saber que solo entró a este género en la mitad final de su carrera y que Nielsen comenzó trabajando en roles serios con “S” mayúscula.

MIRA: Obituario: un repaso a la carrera del fallecido actor cómico Leslie Nielsen

El actor canadiense, quien nació un 11 de febrero de 1926 en la provincia de Saskatchewan, empezó su carrera actoral en 1950 participando en la televisión, donde su buena apariencia y su implacable temple no lo hicieron destacar de sus contemporáneos igualmente bien parecidos.

Su salto a la fama llegó en 1956, cuando participó en el clásico de la ciencia ficción “Forbidden Planet” (“El planeta desconocido”) como el estricto pero últimamente heroico comandante John J. Adams, líder de una expedición al misterioso planeta Altair IV. Después de décadas con diversos papeles en series televisivas, entre las que destacan “Bonanza” (1967) y la primera versión de “Hawaii Five-O” (1968).

El actor saltó a la fama con su protagonismo de "Forbidden Planet" (1956) donde interpreta al capitán de una expedición intergaláctica. (Foto: MGM)
El actor saltó a la fama con su protagonismo de "Forbidden Planet" (1956) donde interpreta al capitán de una expedición intergaláctica. (Foto: MGM)

El actor también tuvo su tiempo en el rol del villano, tomando el rol de un alcalde corrupto en la cinta “City on Fire” (1979) y como el asesino - disculpen los ‘spoilers’- en la primera versión del ‘slasher’ “Prom Night” de 1980, en la que actuó junto a Jamie Lee Curtis.

Nielsen era extremadamente consciente de su encasillamiento en Hollywood. “Para ser honesto, nunca pensé que haría comedia”, dijo en una hilarante entrevista en 2008 . “Frecuentemente era elegido en papeles como un joven de la alta sociedad con ‘problemas’ y luego como el antagonista, de un villano con un sombrero negro, al ejecutivo rapaz y al mal policía. (...) Nunca pensé que podría ser gracioso fuera de cámara. La segunda carrera, porque así es como es, vino completamente por sorpresa”.

Su otro rol prominente ocurrió en 1972 con su participación - en un papel secundario - en la recordada película “The Poseidon Adventure” (“La aventura del Poseidón”) como el capitán del navío condenado, cinta que lo hizo compartir la pantalla con otros grandes del cine como Gene Hackman, Ernest Borgnine y Shelley Winters, entre otros. El filme, que se adhería a la tradición de cine de catástrofe que se volvió tan popular por esa época, vaticinaba la película que elevaría a Nielsen a la fama: “Airplane!” (“¿Y dónde está el piloto?”) de 1980, una parodia de este género.

Comedia seria

“¿Y dónde está el piloto?” vino de la mente de Jim Abrahams y los hermanos David y Jerry Zucker, unos novatos en el mundo cinematográfico que en 1977 habían escrito el guion de la exitosa comedia “The Kentucky Fried Movie”.

Para la cinta los realizadores se basaron en “Zero Hour!”, una película de 1957 sobre un traumatizado piloto de la Segunda Guerra Mundial que se ve obligado a pilotar un avión luego de que la mitad de sus pasajeros y ambos pilotos se intoxicaron con la comida. Siguiendo fielmente el guion, incluyendo partes donde copiaron escenas enteras tras comprar los derechos de Warner Bros., Abrahams y los Zuckers añadieron humor y bromas para hacer su propio remake cómico al que titularon “Airplane!”, un título que hacía más referencia a la entonces popular serie cinematográfica “Airport”.

Pero una película no era nada sin su elenco y, según , Abrahams y los Zucker tenían una visión muy clara sobre qué tipo de actores querían para el rol, aunque no particularmente quiénes serían: querían actores serios que pudieran hacer contraste con las bromas tontas de la cinta.

"Zero Hour!" (1957) sirvió como base para "Airplane!". (Foto: Paramount Pictures)
"Zero Hour!" (1957) sirvió como base para "Airplane!". (Foto: Paramount Pictures)

Para eso consiguieron, tras ciertas concesiones de Paramount Studios que estaba produciendo la película, conseguir a un equipo integrado por Robert Stack, Lloyd Bridges y Peter Graves. Leslie Nielsen fue uno de los últimos en ser elegidos -solo seis semanas antes de que comenzara el rodaje- y ante la incredulidad del director de ‘casting’ quien remarcó que Nielsen era usualmente la última opción.

Para Nielsen, esta era una oportunidad dorada que no supo desaprovechar. “Todos fueron geniales, pero Nielsen fue el que parecía un pez en el agua”, recordó Jerry Zucker en la misma entrevista con The A.V. Club. “Leslie lo amaba, cada minuto, y prácticamente no necesitaba dirección, porque una vez que entendió lo que estábamos haciendo, eso fue su cosa. Lo amaba”.

“Leslie Nielsen había hecho comedias sofisticadas, había sido el actor principal y había interpretado un montón de villanos, especialmente en televisión, pero él siempre había querido ser realmente disparatado y necesitaba a alguien que le diera una oportunidad”, señaló Robert Hays, quien compartió el escenario con Nielsen en el papel principal de Ted Striker. “Y esos chicos (Abrahams y los Zuckers) no solo le abrieron la puerta, lo empujaron a través del umbral.

Leslie Nielsen en "Prom Night" (1980) donde hace el rol del asesino. (Foto: AVCO Embassy Pictures)
Leslie Nielsen en "Prom Night" (1980) donde hace el rol del asesino. (Foto: AVCO Embassy Pictures)

El resultado fue un éxito inmediato, recaudando - con un presupuesto de US$3,5 millones - . La película también ha sido incluida en el Registro Nacional de Cine de la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos, un honor reservado a películas “cultural, histórica o estéticamente significativas” que merecen ser preservadas.

Pero más importante aún, dio un nuevo comienzo a la carrera de Nielsen, quien a partir de esas fechas se dedicó principalmente a la comedia con éxitos como la serie de “Naked Gun” (¿Y dónde está el policía?), “Mr. Magoo” y la película de Mel Brooks “Dracula: Dead and Loving It” (“Drácula, un muerto pero feliz”) entre muchas, muchas otras. “Nunca he estado más encantado con los papeles que hago y las ofertas que me mandan”, dijo en una ocasión Nielsen. “Los chicos, los Zuckers y Jim Abrahams, vieron mi bobería, y la enfocaron en toda una nueva carrera”.

Pero para aquellos que conocieron a Nielsen esta no era una nueva faceta. Dicen sus amistades que el actor solía llevar una máquina para hacer pedos a sus entrevistas por la prensa y sorprender a los periodistas incautos con uno bastante sonoro en pleno diálogo. Este amor por el humor escatológico lo acompañó hasta la muerte y su lápida en el cementerio Evergreen de Fort Lauderdale (Florida), donde su nombre y su fecha de nacimiento y fallecimiento están acompañados con la siguiente frase “Let ‘er rip” (“Déjalo salir”).

VIDEO RECOMENDADO

Disney+: Taylor Swift nos invita a disfrutar de ‘folklore’

Disney+: Taylor Swift nos invita a disfrutar de 'folklore'

TE PUEDE INTERESAR

TAGS RELACIONADOS