Módulos Temas Día

Más en Música

Carl Palmer: "Fui yo quien detuvo Emerson Lake & Palmer"

El baterista de la banda británica se presenta hoy en el Teatro Municipal, con "ELP Legacy", un tributo a sus ex compañeros de ruta

Carl Palmer

Carl Palmer se presentó el jueves último en Sao Paulo, como parte de su gira Emerson Lake & Palmer Lives On! (Foto: YouTube)

En los años 70, el rock progresivo conquistó el mundo gracias a Emerson, Lake & Palmer, trío que convirtió su destreza musical en un gran espectáculo. Tras el fallecimiento de los dos primeros, Carl Palmer se presenta hoy en Lima.

—¿Qué es lo que más extraña de sus ex compañeros fallecidos en el 2016?
Fue realmente un shock perder a mis dos más cercanos compañeros musicales con una diferencia de solo nueve meses entre cada uno. Yo sabía que Greg tenía cáncer, pero nadie esperaba que Keith muriera repentinamente.

—¿Tenían contacto frecuente? ¿Conversaban sobre sus proyectos musicales?
Nunca fuimos una banda muy sociable. Éramos amigos, pero no andábamos juntos cuando no estábamos trabajando. ELP era un grupo y un negocio. Cuando terminó, hicimos otras cosas. Nos mantuvimos en contacto y seguimos trabajando juntos en temas de la compañía que tenemos.

—¿Puede decirse que aquella célebre performance de la Isla de Wight en 1970 los lanzó a la fama, no solo a ustedes, sino al rock progresivo en general?
Bueno, muchos consideran a ELP como los padres fundadores del rock progresivo. King Crimson, The Moody Blues o The Nice ya habían estado alrededor, pero nosotros fuimos el primer grupo en llevar el rock progresivo a una audiencia masiva. Así que sí, en muchas formas aquel fue el nacimiento del movimiento.

—¿Qué fue lo más difícil de aprender a convivir con los caracteres de tres genios y egos distintos?
Solo peleamos por la música. Por el contrario, nos llevamos siempre bien y nunca peleamos por cosas externas, como el dinero. Dividimos todo equitativamente, pero cuando se trataba de la música, Greg y Keith a menudo tenían diferentes ideas de cómo debería ser. ¡Muchas veces yo era el pacificador de esos dos! [Risas].

—¿Cuál cree que es el legado más importante de ELP en la historia de la música contemporánea?
Creo que todo lo que hicimos fue realizado con altos estándares. Aún "Love Beach", que fue nuestro álbum más flojo, tiene buenas cosas. Yo diría que "Brain Salad Surgery" y "Trilogy" son los mejores álbumes que hicimos. Las canciones son muy sólidas y el material de esos primeros álbumes de estudio resiste hasta hoy. Nosotros hicimos cosas que ningún grupo había pensado hasta entonces; abrazamos la tecnología y la electrónica mucho antes que otras bandas lo hicieran.

—¿Qué puede decirnos sobre esa leyenda que habla de la hipotética unión de Jimi Hendrix con ustedes para grabar un disco de un grupo que se hubiera llamado Help?
No es realmente cierta. Se habló de que Jimi vendría y jammearía con nosotros para ver si se podía hacer algo al respecto. Fue realmente porque Keith y Jimi querían jammear en Londres desde que Keith estaba en The Nice. Jimi estuvo en Inglaterra entre agosto y setiembre de 1970, y tocamos en el festival de la Isla de Wight, y también lo hizo él. Hablamos de ese posible jammin' y Jimi dijo que cuando el festival terminara nos avisaría para juntarnos, pero murió muy poco después. Nunca fue más allá de una conversación amistosa. Realmente, no había ningún plan para hacerlo un miembro de la banda.

—¿Cómo vivieron la irrupción del punk, que fue casi como una respuesta al rock progresivo? ¿Por qué cree que unos ganaron espacio y otros lo perdieron?
No lo entendimos, y creo que "God Save The Queen", de Sex Pistols, nos sacó del puesto #1 que teníamos con "Fanfare for the Common Man". El punk fue un impacto y una señal de que las cosas en la industria musical estaban cambiando. Pero no fue solo el punk. El heavy metal estaba creciendo, el disco era algo enorme. Muchos estilos distintos emergieron al final de los años 70. Cuando decidimos detenernos, en 1979, llevábamos nueve años tocando sin parar. Era momento para tomar un descanso.

—El 25 de julio del 2010 fue el último concierto de ELP, en el High Voltage de Londres. ¿Qué recuerdos tiene de aquella presentación?
Fue una performance especial, sobre todo porque fue nuestro último show. No creo que haya sido uno de los mejores, eso sí. La banda no podía tocar con la intensidad que tenía en los 70 y 90. Keith tenía problemas con sus manos y Greg no podía cantar y tocar al mismo nivel de antes. Aun así, hicimos un gran espectáculo y al público le encantó, pero en ese momento supe que la banda había terminado. Fui yo quien detuvo ELP. No quería continuar si nosotros no podíamos tocar o actuar al mismo nivel que lo hicimos en el pasado. Era hora.

Tags Relacionados:

Carl Palmer

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada