El dúo fue el encargado de abrir la participación chilena en la clausura de los , con el tema "Fuego de campeones". 

Conformado por los gemelos Gabriel Ignacio y Raúl Eduardo Peralta Valenzuela, la banda de bailarines la cuota de ritmo urbano al evento deportivo que tuvo por 15 días a Lima como sede y hará lo propio con Santiago de Chile en 2023.

Power Peralta

"Fuego de campeones", basada en los deportes de los Juegos, dio paso, minutos después, a la cantante chilena Francisca Valenzuela quien interpretó "Héroe" y "Al final del mundo".

El traspaso chileno fue escenificado por el alcalde de Lima, Jorge Muñoz, quien entregó la bandera del movimiento olímpico de las Américas al presidente de Chile, Sebastián Piñera, llegado a Lima días antes para presenciar las últimas jornadas de los Juegos.

Chile ofreció en el Estadio Nacional de Lima un avance musical de los Juegos que acogerá por primera vez, con la diversidad y multiculturalidad como bandera.