Atentado en Turquía: "Vi una mano seccionada sobre el asfalto"
Atentado en Turquía: "Vi una mano seccionada sobre el asfalto"

Al menos 86 personas murieron el sábado cuando dos supuestos suicidas atacaron una manifestación pro-kurda y a activistas izquierdistas afuera de la principal estación de trenes de Ankara, semanas antes de las elecciones, en la incursión más letal de este tipo en territorio turco.

"Escuchamos una explosión fuerte y otra pequeña. Hubo un gran movimiento de pánico, y luego vimos cadáveres en la explanada de la estación", declaró a la AFP Ahmet Onen, un jubilado de 52 años.

"Una manifestación que debía ser por la paz se ha convertido en una masacre. No entiendo lo que pasa", añadió con los ojos llenos de lágrimas.

La cadena de información NTV difundió imágenes de video de un aficionado donde se ve a manifestantes cantando y bailando cogidos de la mano, y que de pronto caen al suelo por la potencia de la deflagración.

"Vi a un hombre con la pierna arrancada, tumbado en el suelo. También vi una mano seccionada sobre el asfalto", dijo otro testigo, Sahin Bulut, miembro de la Asociación de Ingenieros de Estambul. "Es como en Suruc", añadió.

El pasado 20 de julio, un atentado suicida atribuido al grupo Estado Islámico (EI) mató a 32 militantes de la causa kurda en la ciudad turca de Suruc, muy cerca de la frontera con Siria.

Tras el atentado de Suruc arreciaron los enfrentamientos entre el ejército turco y los rebeldes del PKK, que hicieron saltar por los aires un frágil alto el fuego vigente desde marzo de 2013.

Más de 150 policías o soldados han muerto desde entonces en atentados atribuidos al PKK. Las autoridades turcas afirman por su lado que han "eliminado" a más de 2.000 miembros del grupo rebelde en sus operaciones de represalia.

En el lugar de las explosiones se vivieron escenas de caos. Las ambulancias buscaban a los heridos y la policía acordonó la zona, constató la AFP.

Dos horas después de las explosiones, los agentes tuvieron que disparar al aire para dispersar a los manifestantes encolerizados por la muerte de sus compañeros en las explosiones, y que gritaban "policías asesinos", comprobó la AFP.

Fuente: Agencias