Los restos de los niños fueron hallados por un experto hace una semana en los terrenos de la antigua Escuela Residencial India de Kamloops, en Columbia británica, Canadá. (Foto: Reuters)
Los restos de los niños fueron hallados por un experto hace una semana en los terrenos de la antigua Escuela Residencial India de Kamloops, en Columbia británica, Canadá. (Foto: Reuters)
Redacción EC

Las comunidades indígenas de Unión de Jefes Indios de (UBCIC, por sus siglas en inglés) se encuentra de luto ante el hallazgo de los restos de 215 en los terrenos de la antigua Escuela Residencial India de Kamloops. Una página dolorosa de la historia de se abre al revelar los resultados de haber forzado la integración de los indígenas en la sociedad dominante, según la propia, comunidad amerindia local.

MIRA: Más de 50 países piden explicaciones a la OMS por abusos sexuales

Un experto descubrió los restos humanos el pasado fin de semana utilizando un georradar en el lugar donde se encontraba el internado, cerca de Kamloops, en la provincia occidental de Columbia Británica, según anunció la comunidad aborigen Tk’emlups te Secwepemc, en un comunicado de prensa.

Algunos apenas tenían tres años”, dijo Rosanne Casimir, jefa de la comunidad, sobre los niños.

MIRA: OMS: “La pandemia terminará cuando el 70% del mundo esté vacunado”

Según ella, su muerte, cuya causa y fecha se ignoran, nunca fue registrada por la dirección del internado, aunque su desaparición ya había sido mencionada en el pasado por miembros de esa comunidad.

Se espera que los resultados preliminares de la investigación se publiquen en un informe en junio, dijo Casimir.

MIRA: COVID-19: ¿Cómo fue que la teoría del origen del coronavirus en un laboratorio de Wuhan pasó de “conspiración” a ser investigada?

Mientras tanto, la comunidad está trabajando con el médico forense y los museos de la provincia para tratar de arrojar luz sobre el hallazgo y encontrar cualquier documentación relacionada con las muertes.

Me rompe el corazón por las familias y comunidades afectadas por esta trágica noticia”, escribió en Twitter la ministra de Relaciones Indígenas de Canadá, Carolyn Bennett.

El antiguo internado, gestionado por la Iglesia católica en nombre del gobierno canadiense, fue una de las 139 instituciones de este tipo creadas en el país a finales del siglo XIX. Se inauguró en 1890 y llegó a tener 500 alumnos en la década de 1950. Se cerró en 1969.

Unos 150.000 niños amerindios, mestizos e inuit fueron reclutados a la fuerza en estas escuelas, donde fueron apartados de sus familias, su lengua y su cultura.

Muchos fueron sometidos a malos tratos o abusos sexuales, y al menos 3.200 murieron, en su mayoría de tuberculosis, según las conclusiones de una comisión nacional de investigación.

En 1910, el director de la institución de Kamloops se quejó de que el gobierno canadiense no proporcionaba suficientes fondos para “alimentar adecuadamente a los estudiantes”, según la declaración de la comunidad.

Ottawa se disculpó formalmente con los supervivientes de los internados en 2008 como parte de un acuerdo de 1.900 millones de dólares canadienses (1.300 millones de euros).

Estos últimos fueron víctimas de un “genocidio cultural”, según concluyó la comisión nacional de investigación en 2015.

¿Qué han dicho los Jefes Indios al respecto?

Los representantes de la Unión de Jefes Indios de Columbia Británica (UBCIC, por sus siglas en inglés) dedicaron sentidas palabras, recogidas por medios locales como “”.

No hay palabras para expresar el profundo duelo que sentimos como pueblos de las Primeras Naciones y como sobrevivientes cuando escuchamos un anuncio como este. Se trataba de niños, todos pertenecientes a una familia, una comunidad y una nación, que fueron robados a la fuerza de sus hogares bajo la autoridad del gobierno canadiense y nunca regresaron. Hacemos un llamado a Canadá, y a todos aquellos que se llaman a sí mismos canadienses, a que sean testigos y reconozcan la verdad de nuestra historia colectiva. Ésta es la realidad del genocidio que nos infligió, como pueblos indígenas, el estado colonial. Hoy honramos la vida de esos niños y rezamos para que ellos y sus familias finalmente puedan estar en paz “, declaró el Gran Jefe Stewart Phillip, presidente de UBCIC.

Por su parte, el jefe Don Tom, vicepresidente de la UBCIC también habló del hallazgo de los niños. “Expresamos nuestro más sentido pésame al Tk’emlúps te Secwépemc y nuestro agradecimiento por asumir la inmensa responsabilidad de cuidar a estos niños perdidos”, señaló. “En 1969, más de 150 jefes y delegados se reunieron en los terrenos de la Escuela Residencial India de Kamloops para la primera asamblea de la Unión de Jefes Indios de Columbia Británica. Esos líderes se reunieron en estos terrenos, y lo que ahora sabemos que es el lugar sagrado y final de descanso de estos niños. Se unieron para desafiar la interferencia del estado colonial en nuestras vidas, en la vida de nuestros hijos y para luchar por nuestras generaciones futuras. Esto solo se puede sentir profundamente si estamos unidos hoy, como nuestros líderes estuvieron unidos hace más de 50 años, en nuestro dolor, sanación y fortaleza colectivos “, precisó el representante.

Con información de AFP.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

¿Qué es y cómo se transmite el Coronavirus que surgió en China?
¿Qué es y cómo se transmite el Coronavirus que surgió en China? null

TE PUEDE INTERESAR