FARC niega haber condicionado la paz a juicio contra Uribe
FARC niega haber condicionado la paz a juicio contra Uribe

La guerrilla comunista de las negó este jueves en La Habana que haya condicionado la firma de un acuerdo de paz para Colombia al enjuiciamiento del ex presidente , al cerrar el ciclo 42 de sus pláticas con el Gobierno de Juan Manuel Santos.

"Las FARC nunca hemos hecho propuesta alguna pensando en un único destinatario sino buscando lo mejor para todo nuestro pueblo y ponerle fin a la impunidad", dijo a la prensa el jefe negociador, Iván Márquez.

Márquez rechazó de esta forma recientes declaraciones del procurador general Aljendro Ordoñez, quien afirmó que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), "siempre ha colocado como condición la judicialización del ex presidente Álvaro Uribe".

Según Márquez, el procurador Ordóñez también sugirió "alianzas de la organización insurgente con instancias del Estado para lograr tal propósito."

"La sinvergüencería no puede ser un instrumento de paz. El señor procurador no tiene vergüenza; lo que debiera hacer es posibilitar que se acabe la impunidad de aquellos que se creen vacas sagradas porque detentan el poder", subrayó Márquez.

El jefe guerrillero se refirió también a las diferencias que persisten sobre los alcances del acuerdo sobre justicia suscrito en La Habana el 23 de setiembre en presencia del presidente Juan Manuel Santos y el máximo líder rebelde, Timoleón Jiménez, "Timochenko".

"Nos preocupa que por razones ajenas a la determinación de las FARC se produzca un desfase inconveniente entre la plena vigencia del componente de justicia y los plazos que nos hemos impuesto para la firma de la paz", el 23 de marzo de 2016, dijo.

Añadió que "no es justo que a estas alturas, obstrucciones artificiales dictadas por la avilantez nos hagan perder tiempo valioso. No es admisible que se siga recurriendo al expediente de imponer medidas unilaterales para resolver asuntos propios de la Mesa, como está ocurriendo ahora en el Congreso con el tema de la implementación".

Se espera que la delegación gubernamental, encabezada por el ex vicepresidente Humberto de la Calle, se pronuncie en esta jornada.

El conflicto armado colombiano ha dejado 220.000 muertos y seis millones de desplazados, según cifras oficiales, y éste es el tercer intento, iniciado en noviembre de 2012, entre el gobierno y las FARC para acabar la contienda.

Fuente: AFP