Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Actualidad

"AMLO: Identidad desconocida", por Virginia Rosas

"Los mexicanos, hartos de la corrupción, la violencia y la colusión entre el poder político y económico, le han dado carta blanca al virtual presidente electo Andrés Manuel López Obrador (AMLO), cuya identidad política resulta todavía una incógnita"

AMLO

El izquierdista Andrés Manuel López Obrador, conocido como AMLO, asumirá la presidencia de México el 1 de diciembre. (Foto: Reuters)

reuters

El todavía presidente mexicano Enrique Peña Nieto –durante su encuentro con Andrés Manuel López Obrador (AMLO)– mostró una clara disposición para iniciar la transición lo antes posible, “apenas el tribunal electoral emita el fallo”.

Tal vez sea la buena voluntad de EPN por colaborar con su otrora rival, pero la banda presidencial que se ceñirá AMLO en diciembre próximo se asemeja más a un regalo envenenado: hereda un país carcomido por la corrupción, que ocupa el puesto 135 de los 180 analizados por Transparencia Internacional, una ola de violencia sin precedentes ligada al narcotráfico, que solo este año dejará más de 32 mil muertos, según el Observatorio Nacional Ciudadano de Seguridad, Justicia y Legalidad.

Y por si fuera poco, le tocará a López Obrador –que pretende hacer de México un país social demócrata al estilo escandinavo– renegociar con su imprevisible vecino, Donald Trump, el TLC de América del Norte.

Los mexicanos, hartos de la corrupción, la violencia y la colusión entre el poder político y económico, le han dado carta blanca al virtual presidente electo, cuya identidad política resulta todavía una incógnita, sus alianzas son tan insólitas como irreconciliables: está el millonario industrial Adolfo Romo, futuro coordinador del Proyecto de Nación, el Partido de los Trabajadores, de izquierda prochavista. Y lo más insólito, el partido evangélico Encuentro Social, que equipara la homosexualidad con la inseguridad y el tráfico de drogas.

AMLO dice que pacificará México en tres años, amplia promesa para tan corto plazo en un país donde el narcotráfico crece –en la mayor parte de instituciones públicas– como metástasis en organismo debilitado.

López Obrador llamaba al presidente priista “el payaso de las cachetadas”, porque se dejaba ningunear por cualquiera. Gracias a la ineficacia de los políticos que ya gobernaron, los electores le han puesto la valla bien alta a AMLO.

Ojalá dentro de tres años, conozcamos ya su identidad, no vaya a ser que se vea convertido él también en un triste personaje de circo barato.

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada