Uruguay evalúa dar refugio a niños sirios desplazados
Uruguay evalúa dar refugio a niños sirios desplazados

Montevideo (DPA)

El Gobierno de Uruguay evalúa la posibilidad de dar refugio a niños sirios que se encuentran en campos de desplazados por , anunció el ministro de Relaciones Exteriores, Luis Almagro.

Después de que el exhortara a sus compatriotas a "socorrer en algo" a los niños sirios abandonados, Almagro anunció a medios locales que se maneja la posibilidad de recibir entre 50 y 70 refugiados sirios que se encuentran en el campo Zaatari, ubicado en Jordania.

Más temprano, en una de sus audiciones radiales semanales, Mujica preguntó a sus compatriotas si la sociedad uruguaya no podría hacerse cargo de "algún puñado de esos gurises (niños)" y "ofrecerle al mundo una mano, que no significa cortar la identidad ni obtener hijos robados del dolor".

La idea del presidente uruguayo es impulsar "sencillamente, la práctica familiar de la solidaridad" entre los seres humanos, en "un mundo contaminado por el consumismo extremo".

"¿No valdrá la pena que levantemos un poco la cabeza y seamos capaces de intentar siquiera socorrer en algo a los niños, por ahora, abandonados, que están quedando como costo de la formidable guerra que al parecer está muy lejos de tener solución? Es una pregunta", agregó Mujica.

El mandatario se adelantó a responder posibles críticas por esta iniciativa. "Sé que hay gente que me va a preguntar por qué no me ocupo de los niños pobres uruguayos, que los hay, pero la inmensa mayoría por lo menos tiene cariño. Estos ni eso".

"A lo mejor estoy equivocado o a lo mejor el alma de mi pueblo esta ahogada por al sociedad de consumo, por los intereses, tal vez piense que no, pero me bulle en la cabeza y de alguna manera le quiero hacer una consulta a mi pueblo", completó Mujica.

El pronunciamiento del presidente uruguayo se produjo un día después que los cancilleres de Uruguay y los Emiratos Árabes Unidos (EAU) acordaran en Montevideo reforzar la cooperación con los refugiados sirios en Jordania y con el pueblo palestino.

Más de 150.000 personas han muerto desde el inicio de la guerra en Siria en marzo del 2011. Unas 6,5 millones de personas han sido desplazadas en el interior de Siria y 2,6 millones han huido del país, generalmente hacia estados vecinos, como Líbano y Jordania, además de Turquía, según datos de la ONU.