era capaz de dar discursos ininterrumpidos hasta nueve horas seguidas. Durante sus ejercicios de oratoria dejó frases icónicas que pasarán a la historia porque fueron una manifestación de su personalidad.

[]

Según algunos historiadores, Castro emitió 2.500 discursos -muchos de más de cinco horas-. Todos los dio de pie. Se data en 1959 su récord: habló durante nueve horas seguidas sin parar. 

Su frase "condenadme, no me importa, la historia me absolverá", pronunciada en 1953, durante el juicio por el frustrado asalto que encabezó contra el Cuartel Moncada, fue la primera de una larga colección de frases que hicieron famoso a Castro y su revolución.

Así, existen miles de frases de Castro, las mismas que fueron citadas de forma errónea por diversos medios como "las más celebres", encapsulando solo 10 o 12. Fidel Castro tiene cientos de reflexiones memorables: desde su "¿Voy bien Camilo?", hasta "Hugo Chávez fue el mejor amigo que tuve". 

Sin embargo, si hay que elegir una frase que pretenda resumir su personalidad esa es "no tengo ni un átomo de arrepentimiento", la cual apareció en la publicación "Cien Horas con Fidel" (2006), del periodista español Ignacio Ramonet. 

"He cometido errores, pero ninguno estratégico, simplemente táctico. No tengo ni un átomo de arrepentimiento de lo que hemos hecho en nuestro país".

Lee más sobre la muerte de Fidel Castro...

 
LAS ÚLTIMAS NOTICIAS DEL MUNDO

TAGS RELACIONADOS