Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Centroamérica

Fuerzas de Honduras, El Salvador y Guatemala aseguran fronteras

Países se unieron para controlar actividades de las pandillas, el tráfico de armas, drogas y personas entre sus territorios

Fuerzas de Honduras, El Salvador y Guatemala aseguran fronteras

Fuerzas de Honduras, El Salvador y Guatemala aseguran fronteras

Armando, conductor de un bus que viaja entre poblados fronterizos de El Salvador y Honduras, no tiene más remedio para proteger su vida que pagar un soborno de 90 dólares por mes a una de las más violentas pandillas salvadoreñas, la Mara Salvatrucha.

"Si uno no da el pago semanal simplemente lo matan", dijo a la AFP este conductor de 35 años, mientras soldados hondureños que mantienen un retén sobre la carretera bajan a los pasajeros y los someten a un minucioso registro.

"Ahora tenemos el apoyo de ellos", expresa Armando entusiasmado en referencia a la fuerza conjunta que Guatemala, El Salvador y Honduras ha puesto en operación en las áreas fronterizas para tratar de controlar el crimen, en esa violenta zona.

El contingente hondureño ha instalado retenes en las carreteras rurales fronterizas y en la periferia de Marcala, una comunidad de 30.000 habitantes, se desplegó un anillo de patrullas y otro en torno al parque central de la localidad.

RETENES Y PATRULLAJES
La Fuerza de Tarea Lenca, comandada por el coronel Luis García y el subcomisionado de policía Elí Merlo, vigila el lado hondureño de la frontera con El Salvador (374,5 km) desde el pasado 15 de noviembre, mientras la Fuerza de Tarea Chortí cuida los 246 km del área hondureña colindante con Guatemala.

La fuerza trinacional fue instalada el pasado 15 de noviembre por los presidentes Juan Orlando Hernández (Honduras), Salvador Sánchez Cerén (El Salvador) y Jimmy Morales (Guatemala).

Unos veinte pasajeros son registrados por los soldados en un punto de la carretera, muy cerca de la frontera con El Salvador y a 90 km al oeste de Tegucigalpa, donde se cree que transitan pandilleros y traficantes de drogas, armas y personas.

"Yo nunca he transportado uno, pero sí he oído hablar que los pandilleros (salvadoreños) se pasan la frontera" hacia Honduras cuando son perseguidos en El Salvador, dice el conductor del autobus.

Pero los vecinos de la zona tienen aún más claro el panorama.

"Cuando los pandilleros son asediados en Tegucigalpa o en El Salvador se vienen para estos lugares y nos traen la violencia: asaltos, secuestros, extorsiones", comenta a la AFP el cultivador de café Gabriel Bautista (82), sentado en una banca de cemento en el parque de Marcala.

EN TIEMPOS DE TRUMP
Con este esfuerzo trinacional, los tres países pretenden enviar a Washington una señal de combate a la violencia y el tráfico de personas, principales causas de la emigración descontrolada a Estados Unidos, que acaba de elegir como presidente al magnate Donald Trump con un discurso antiinmigrante y la promesa de levantar un muro en la frontera con México.

Estados Unidos aprobó 750 millones de dólares en ayuda a estos tres países centroamericanos para que generen mejores oportunidades a su población y disminuya la violencia que provoca la emigración.

El criminólogo salvadoreño José Rivas consideró que la fuerza trinacional "es una respuesta de los tres países a Estados Unidos, le mandan el mensaje de que en el Triángulo Norte se está combatiendo a las pandillas y el crimen organizado, que son de las principales razones por las cuales muchas personas de esta región se marchan a Estados Unidos".

Rivas recordó que "Estados Unidos ha pedido que en estos países se mejoren las condiciones para evitar la migración, de lo contrario no habrá ayuda financiera".

Activistas en la región alertan que el flujo migratorio desde el Triángulo Norte creció por la amenaza del muro prometido por Trump.

TROPAS DESPLEGADAS
El director de la Policía Nacional Civil (PNC) de El Salvador, Howard Cotto, señaló recientemente que las fuerzas de cada país actuarán en su respectivo territorio con un intercambio constante de información de inteligencia, aunque sin realizar patrullajes conjuntos.

La fuerzas Lenca y Chortí están integradas por unos 600 hombres de seis batallones basados en la frontera con El Salvador, y operan junto a efectivos policiales.

El Salvador participa en la fuerza trinacional con el Comando Sumpúl, integrado por 1.000 efectivos, que actúa como apoyo a la policía en puntos fronterizos, carreteras y caminos.

Por su parte, la fuerza guatemalteca está compuesta por 200 policías, 100 militares y cinco miembros de la oficina recaudadora de impuestos.

Guatemala, El Salvador y Honduras conforman una región considerada una de las zonas sin guerra más violentas del mundo. 

Entre los tres países registraron 17.422 homicidios en 2015. Los responsables de la mayoría de los crímenes son más de 70.000 miembros de pandillas y carteles del narcotráfico.

MIRA TAMBIÉN ESTE VIDEO
Costa Rica: Presidente visitó zonas afectadas por huracán Otto

Lee las últimas noticias del Mundo...

Tags Relacionados:

El Salvador

Honduras

Guatemala

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada