El domingo, Cuarenta bomberos voluntarios del Perú viajaron a para ayudar con las labores de búsqueda y rescate de las víctimas del terremoto de 7,8 grados que sacudió a ese país el sábado.

Los bomberos ya trabajan en la ciudad de Manta, una de las más afectadas por el terremoto que ya dejó más de 400 muertos, tal como lo registran las fotos de esta galería de la agencia AFP.

Los rescatistas llegaron a la zona de desastre al promediar las 7:30 de la noche del domingo. Junto a ellos viajaron 15 médicos del Ministerio de Salud, que llevaron cuatro toneladas de ayuda humanitaria para los damnificados del potente sismo.

Asimismo, fueron enviados dos perros especialmente adiestrados para labores de búsqueda y rescate.

Entre los bomberos voluntarios movilizados por Perú hay médicos, ingenieros civiles, arquitectos, químicos y expertos en solucionar emergencias con materiales peligrosos, todos ellos capacitados para el rescate de personas en estructuras colapsadas.

El comandante general del Cuerpo General de Bomberos Voluntarios del Perú (CGBVP), Víctor Mondragón, aseguró en un comunicado que su institución movilizó a sus especialistas por orden del presidente del país, Ollanta Humala.