En su primer día de confinamiento Miami Beach, la isla turística frente a Miami, Florida, lució sin sus 91.000 habitantes, medida aplicada por el alcalde, Dan Gelber, para frenar la propagación del coronavirus, debido a las recientes fiestas organizadas por los jóvenes residentes de la zona.

“Superaremos esto”, escribió en un comunicado el alcalde de Miami Beach para todos sus habitantes.

La orden, llamada “más seguros en casa” y que ordena a todas las personas a permanecer en sus residencias, inició a las 00:00 del día martes y los infractores serán arrestados.

Como en otras ciudades que han tomado medidas similares, se hacen excepciones para comprar alimentos u otros servicios esenciales.

La semana pasada, el alcalde cerró todos los negocios y ordenó a los restaurantes a vender solamente para entregar a domicilio. Este lunes, entró en vigor el cierre de hoteles de Miami Beach y de los parques estatales de Florida, lo cual incluye muchas playas.

Durante días, Miami Beach mantuvo su ambiente festivo mientras el resto del mundo estaba en pánico por el avance del coronavirus.

Pero poco a poco, los turistas han sido forzados a entender la nueva realidad. Actualmente, Florida cuenta más de 1.200 casos y 18 muertos por el Covid-19.

Asimismo, se espera que una decena de otras municipalidades del sur de Florida emitan órdenes de confinamiento similares en las próximas horas.

Por su parte, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, ha evitado implementar el confinamiento a todas las ciudades del estado.

¿Qué es el coronavirus?

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), los coronavirus son una amplia familia de virus que pueden causar diferentes afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV).

El coronavirus descubierto recientemente causa la enfermedad infecciosa por coronavirus COVID-19. Ambos fueron detectados luego del brote que se dio en Wuhan (China) en diciembre de 2019.

El cansancio, la fiebre y la tos seca son los síntomas más comunes de la COVID-19; sin embargo, algunos pacientes pueden presentar congestión nasal, dolores, rinorrea, dolor de garganta o diarrea.

Aunque la mayoría de los pacientes (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial, alrededor de una de cada seis personas que contraen la COVID-19 desarrolla una afección grave y presenta dificultad para respirar.

Para protegerse y evitar la propagación de la enfermedad, la OMS recomienda lavarse las manos con agua y jabón o utilizando un desinfectante a base de alcohol que mata los virus que pueden haber en las manos. Además, se debe mantener una distancia mínima de un metro frente a cualquier persona que estornude o tose, pues si se está demasiado cerca, se puede respirar las gotículas que albergan el virus de la COVID-19.

VIDEO RECOMENDADO

Miami Beach es la primera ciudad de Florida en ordenar confinamiento obligatorio por coronavirus. (A

TE PUEDE INTERESAR