Los datos que en estos últimos días llegan desde , uno de los epicentros de la pandemia del , son cada vez más desalentadores. En todo el estado han muerto más de 5.500 personas en las últimas semanas, y pronto se duplicará el número de víctimas que dejaron los atentados del 11-S.

El alcalde Bill de Blasio ha reconocido que hay decenas de personas que fallecen dentro de sus casas y que no llegan a ser registradas. Otro dato inquietante: el 34% de los muertos por COVID-19 en Nueva York son latinos o hispanos, debido a que sus condiciones de vida y trabajo los hacen más vulnerables. Esto incluye a los peruanos, que allá son oficialmente 42.500, aunque la cifra real es mucho mayor si incluimos a los no registrados.

Hasta este miércoles, la cónsul general del Perú en Nueva York, Marita Landaveri Porturas, informó que 10 connacionales han muerto en ese estado, víctimas del virus. Podrían ser más.

— ¿Cómo está viviendo Nueva York la crisis? Si pudiera resumirlo, ¿cuál es la sensación que hay allá?

Depende. La gente responsable está en su casa y no se ha movido hace semanas, ha respondido seriamente al llamado. Los neoyorquinos son de todo tipo, de toda condición económica, de todos los países del mundo. En mi edificio, por ejemplo, las tres cuartas partes de los residentes no están, han ido a sus casas de playa o de montaña. No dejan entrar a nadie, a las nanas, a los paseadores de perros, nada.

— ¿Cuál es la zona más crítica?

Queens es el centro del epicentro. La gente está muy preocupada, la gente que vive alrededor de los hospitales, hay un movimiento y una necesidad tremenda. Allí hay mucha comunidad latina, la gente ha caído enferma, se han contagiado, pero no lo sabían, entonces han seguido yendo a las tiendas. Ahora la gente se cuida más.

La mayoría de las muertes en Nueva York han tenido lugar en los distritos de Queens (en la imagen) y el Bronx, de mayoría inmigrante. (Foto: Angela Weiss / AFP)
La mayoría de las muertes en Nueva York han tenido lugar en los distritos de Queens (en la imagen) y el Bronx, de mayoría inmigrante. (Foto: Angela Weiss / AFP)

— ¿Hay una sensación de miedo? El alcalde habla de entierros temporales, de cifras ocultas, sus mensajes son apocalípticos.

En este momento en Central Park hay un hospital de campaña, y está el barco hospital porque los hospitales no se dan abasto. El estado de Nueva York está llamando a enfermeras y doctores para que vengan y ayuden porque saben que están en una situación desbordada. Yo creo que tomaron una buena reacción al inicio del problema, pero demoraron en cerrar los colegios, los parques de diversiones o losas deportivas, no fueron suficientemente fuertes al comienzo.

— ¿Cuál es la situación de los peruanos en Nueva York, en este momento?

Hasta ahora tenemos 10 fallecidos, lamentablemente. En White Plains hay una comunidad grande de peruanos, allí han muerto al menos dos o tres. Ha habido en todos los condados de Nueva York, excepto en Manhattan y Staten Island. No tenemos detalles exactos, nos enteramos por el amigo del amigo, o por algún pariente. Tenemos que llamarlos para obtener la información. Entre los peruanos hay solidaridad, pero también hay miedo.

— ¿Es posible entonces que sean más?

Por supuesto, es posible. El noveno del que tuvimos noticias en realidad murió el 1 de abril, nos estamos enterando recién. Tenía 81 años. Este miércoles tomamos conocimiento del décimo fallecimiento, una mujer en Queens. El menor de todos ellos tenía alrededor de 51 años. Y casos de confirmados de coronavirus hay varias decenas. Solo quienes viven con estos nueve fallecidos, y sus amigos... Solo en mi oficina hubo dos o tres casos. Pero los peruanos están tomando sus medidas de protección.

Los hospitales de Nueva York están trabajando a su capacidad máxima debido a la covid-19, y la ciudad ha instalado instalaciones médicas temporarias en Central Park. (Foto: Angela Weiss / AFP)
Los hospitales de Nueva York están trabajando a su capacidad máxima debido a la covid-19, y la ciudad ha instalado instalaciones médicas temporarias en Central Park. (Foto: Angela Weiss / AFP)

— Además de los fallecidos y contagiados, allá la preocupación es por los peruanos que quedaron varados. ¿Cuántos se mantienen en este trance?

El presidente Martín Vizcarra decidió el cierre de fronteras ente el 15 y el 16 de marzo. Eso significó que todos los peruanos que tenían pasajes para regresar del 16 en adelante se quedaron si vuelos, quedaron varados. La mayoría eran jóvenes de los programas de “work and travel”, que se van a los resorts de montaña a trabajar en restaurantes, a hacer diferentes trabajos. Muchos de ellos el 15 de marzo se quedaron sin trabajo. A los más afortunados, lo dueños de los hoteles les permitieron quedarse donde se alojaban, hasta el 30. Pero ya no tenían comida, entonces hubo esta avalancha de pedidos de ayuda. Casi desde el comienzo tuvimos más de 700 varados, gente que no pudo viajar. A quienes necesitaban, se les daba ayuda humanitaria por siete días, en diferentes montos según lo que correspondía.

— ¿Cuántos de ellos han podido abordar vuelos?

Hemos venido batallando, me han dicho de todo, se han molestado, porque escuchan o leen que salen vuelos de Miami y Houston. Este fin de semana salieron tres vuelos con 94, 120 y 130 espacios en tres días seguidos, hemos podido sacar 350 personas en esos tres días. A los casos más urgentes los llamé personalmente, pacientes oncológicos, o con niños. Antes de eso solo habíamos podido sacar a siete personas de un vuelo en Houston. Tengo 15 pasajeros más que deberían salir esta semana. Igual me quedan 350 varados, tal vez, porque en el camino se siguieron empadronando. Están en alojamientos de dos o cuatro personas por habitación, y hoteles. La ciudad se ha portado muy bien. Tenemos la suerte de que una peruana es comisionada para la protección de trabajadores y consumidores de la alcaldía de Nueva York. Ella nos hizo varios contactos.

Todo lo que se puede escuchar por estos días en Times Square es el zumbido de las unidades de aire acondicionado de los edificios, un panorama totalmente opuesto al bullicio y tumulto creado por turistas y neoyorquinos en ese lugar. (Foto: Angela Weiss / AFP)
Todo lo que se puede escuchar por estos días en Times Square es el zumbido de las unidades de aire acondicionado de los edificios, un panorama totalmente opuesto al bullicio y tumulto creado por turistas y neoyorquinos en ese lugar. (Foto: Angela Weiss / AFP)

— ¿Cuándo el consulado debió dejar de atender de manera presencial?

El 18 dejamos de brindar atención porque las reglas de aislamiento eran ya estrictas. ¿Cómo íbamos a tener 30 o 40 personas en la sala de espera?, era imposible, no podía arriesgar la salud de mi equipo y de los peruanos; ahora siguen dando atención desde sus teléfonos.

— ¿En su equipo ha habido contagios?

Nos enteramos que estaba mal mi asistente, poco antes de cerrar el consulado; después, los esposos de dos personas que trabajan en el consulado se podrían haber contagiado. Nos hemos visto afectados.

— En su caso particular, ¿cómo sobrelleva la cuarentena mientras atiende a la comunidad de peruanos?

No estamos en el pico de la crisis. En este momento, nuestra preocupación son los avisos que nos dan desde Lima sobre parientes ancianos, abuelitos que están solos y quieren llevárselos. O peruanos que perdieron el trabajo o el sueldo y sienten que es momento de irse, pero en este momento no podemos ayudarlos. Nuestra prioridad son los peruanos que no han podido regresar aún. Mi madre vive conmigo y tiene 93 años. No salgo, estoy desesperada, pero sigo en mi casa.

Marita Landaveri Porturas es la cónsul general del Perú en Nueva York.
Marita Landaveri Porturas es la cónsul general del Perú en Nueva York.

_____________________

¿Qué es el coronavirus?

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), los coronavirus son una amplia familia de virus que pueden causar diferentes afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV).

El coronavirus descubierto recientemente causa la enfermedad infecciosa por coronavirus COVID-19. Ambos fueron detectados luego del brote que se dio en Wuhan (China) en diciembre de 2019.

El cansancio, la fiebre y la tos seca son los síntomas más comunes de la COVID-19; sin embargo, algunos pacientes pueden presentar congestión nasal, dolores, rinorrea, dolor de garganta o diarrea.

Aunque la mayoría de los pacientes (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial, alrededor de una de cada seis personas que contraen la COVID-19 desarrolla una afección grave y presenta dificultad para respirar.

Para protegerse y evitar la propagación de la enfermedad, la OMS recomienda lavarse las manos con agua y jabón o utilizando un desinfectante a base de alcohol que mata los virus que pueden haber en las manos. Además, se debe mantener una distancia mínima de un metro frente a cualquier persona que estornude o tose, pues si se está demasiado cerca, se puede respirar las gotículas que albergan el virus de la COVID-19.

__________________________

El Comercio mantendrá con acceso libre todo su contenido informativo sobre el coronavirus.

__________________________

VIDEO RECOMENDADO

Coronavirus: Trump amenaza con suspender la contribución de Estados Unidos a la OMS. (AFP).

TE PUEDE INTERESAR