Everitt Aaron Jameson, de 26 años, es un ex Marine de Estados Unidos. (Foto: Facebook)
Everitt Aaron Jameson, de 26 años, es un ex Marine de Estados Unidos. (Foto: Facebook)
Redacción EC

El FBI arrestó este viernes a un ex soldado de al que acusó de planificar un ataque terrorista en un punto turístico de en el día de Navidad.


El sospechoso fue identificado como Everitt Aaron Jameson, de 26 años, ex Marine y actualmente conductor de una grúa, que había "adoptado creencias yihadistas", señaló una declaración jurada del agente Christopher McKinney que fue introducida en una corte federal de California.

Fue acusado de proporcionar apoyo material a una organización terrorista extranjera y enfrenta hasta 20 años de prisión si es declarado culpable.

El detenido se ofreció a hacer "lo que sea" en nombre del Estado Islámico, y puso énfasis en su experiencia militar en el "ejército de los infieles" para perpetrar un atentado.

Según el FBI, Jameson se refirió así a su paso por el Cuerpo de Marines de Estados Unidos en 2009, del que fue expulsado por "alistamiento fraudulento" al mentir sobre el asma que padece.

Durante el tiempo que pasó en los marines, Jameson destacó por su habilidad como francotirador.

El sospechoso expresó a un agente encubierto del FBI que quería usar explosivos contra una multitud en el turístico Pier 39 en el muelle de San Francisco, entre el 18 y 25 de diciembre.

Aunque insistió que "Navidad sería el día perfecto para cometer el ataque" y aseguró no tener un plan de escape pues estaba "listo para morir".

La casa del sospechoso, en la ciudad de Modesto, a 150 km de San Francisco, fue allanada el miércoles y el FBI dijo en el documento que encontró su testamento junto a varias armas y munición.

Jameson quería hacer el ataque en el Pier 39 porque era un área "en la que había estado antes y sabía que estaba atestada de gente".

Dijo al agente encubierto, que se hacía pasar por un alto dirigente del grupo yihadista Estado Islámico, que quería "otro ataque como el de Nueva York y San Bernardino", combinando el uso de armas de fuego y un vehículo.

"Hoy, nuestros increíbles oficiales de la ley ayudaron una vez más a frustrar un supuesto plan para asesinar estadounidenses", dijo el fiscal general Jeff Sessions.

"La amenaza del terrorismo islámico radical es real, y es grave, pero el pueblo estadounidense puede estar seguro de que el Departamento de Justicia sigue protegiendo nuestra patria", aseguró.

Según el FBI, Jameson expresó su apoyo al ataque de Nueva York en octubre, cuando un yihadista atropelló con una camioneta a la multitud en una ciclovía, dejando ocho muertos.

Daba "Me gusta" y "Lo amo" a publicaciones pro-EI en las redes.

El FBI dijo a la AFP que "nunca hubo peligro inminente a la población".

Fuente: AFP