Jennifer, una migrante en busca de asilo de Honduras, sostiene a su hijo Carlos de seis años, mientras se refugian con solicitantes de asilo junto al campo después de cruzar el río Grande hacia los Estados Unidos desde México en una balsa en La Joya, Texas. (Foto: REUTERS / Adrees Latif).
Jennifer, una migrante en busca de asilo de Honduras, sostiene a su hijo Carlos de seis años, mientras se refugian con solicitantes de asilo junto al campo después de cruzar el río Grande hacia los Estados Unidos desde México en una balsa en La Joya, Texas. (Foto: REUTERS / Adrees Latif).
Agencia Reuters

Agencia de noticias

El presidente de , , probablemente enfrentará preguntas durante su primera conferencia de prensa como mandatario el jueves acerca de su manejo de un número creciente de niños no acompañados que llegan a la frontera entre Estados Unidos y México.

El Gobierno de Biden ha luchado por albergar a los niños que llegan sin un padre o tutor legal, lo que ha dejado a los menores atrapados en instalaciones fronterizas abarrotadas durante días.

¿QUIÉNES SON LOS NIÑOS NO ACOMPAÑADOS QUE LLEGAN A LA FRONTERA?

Aproximadamente dos tercios de los niños no acompañados capturados en la frontera desde el 1 de octubre de 2020 proceden de Guatemala, El Salvador y Honduras, según la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) de Estados Unidos. Los niños mexicanos constituyen la mayor parte del resto.

Hasta el miércoles, más de 11.000 niños no acompañados estaban bajo la custodia de una oficina de refugiados del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) de Estados Unidos que administra un sistema de refugios del gobierno, el número más alto desde el 2019.

La mayoría de los niños bajo custodia son adolescentes, pero cientos de ellos tienen menos de 12 años. La mayoría de los niños no acompañados detenidos desde el 1 de octubre de 2020 cruzaron el Valle del Río Grande hacia Texas, según CBP.

Hubo máximos similares en 2019 y 2014 bajo el expresidente Donald Trump y el expresidente Barack Obama, respectivamente.

¿POR QUÉ ESTÁN MILES DE NIÑOS LLEGANDO A LA FRONTERA?

Muchos niños no acompañados vienen a Estados Unidos para reunirse con miembros de su familia o escapar de la violencia y la pobreza en sus países de origen, según expertos en inmigración.

Centroamérica ha sido golpeada recientemente por huracanes y economías en depresión a raíz de la pandemia de COVID-19, que ha provocado más migración.

Los republicanos argumentan que Biden ha alentado la inmigración ilegal al hacer retroceder muchas de las políticas de línea dura de su predecesor republicano. Pero los arrestos fronterizos han aumentado gradualmente desde abril del 2020, cuando los países cerraron las fronteras debido a la pandemia.

Biden le dijo a ABC en una entrevista a principios de este mes que era una tontería que vinieran más inmigrantes porque él es “un buen tipo”, diciendo que “vienen porque su situación es tan mala”.

Sin embargo, los funcionarios de Biden y los defensores de los migrantes reconocen que el aumento actual se debe, al menos en parte, a un cambio de política reciente que permite la entrada de niños no acompañados al país después de haber sido bloqueados durante gran parte de 2020.

Keylin, una migrante hondureña en busca de asilo, sostiene a su hijo Olban de tres años entre decenas de personas mientras esperan para abordar un autobús de la patrulla fronteriza estadounidense a una instalación de procesamiento después de cruzar el río Bravo hacia los Estados Unidos desde México. en una balsa en La Joya, Texas, EE. UU. (Foto: REUTERS / Adrees Latif).
Keylin, una migrante hondureña en busca de asilo, sostiene a su hijo Olban de tres años entre decenas de personas mientras esperan para abordar un autobús de la patrulla fronteriza estadounidense a una instalación de procesamiento después de cruzar el río Bravo hacia los Estados Unidos desde México. en una balsa en La Joya, Texas, EE. UU. (Foto: REUTERS / Adrees Latif).

¿ESTÁN LOS NIÑOS VERDADERAMENTE NO ACOMPAÑADOS?

Algunos niños hacen el viaje potencialmente peligroso a la frontera solos o con un traficante, según los expertos en inmigración. En otros casos, los niños viajan con hermanos mayores, abuelos u otros parientes, y la CBP puede separarlos después de ser atrapados en la frontera.

A los defensores de los inmigrantes les preocupa que los padres viajen a la frontera con sus hijos y los envíen solos a Estados Unidos para que se les permita entrar.

Si los padres y los niños ingresaron como familia, podrían ser expulsados ??bajo el Título 42, una orden de salud de la era Trump que el Gobierno dijo que era para limitar la propagación del COVID-19.

¿QUÉ PASA CUANDO UN NIÑO LLEGA A LA FRONTERA?

Se supone que los niños deben ser transferidos fuera de la custodia de CBP a refugios administrados por el HHS en un plazo de 72 horas.Pero cuando el espacio en los refugios es limitado, los niños pueden quedarse atrapados en los centros de detención fronterizos durante períodos más prolongados, como está sucediendo ahora.

Las estaciones fronterizas fueron construidas para albergar a hombres adultos por períodos cortos y podrían representar un riesgo para la salud por el COVID-19 si están superpobladas.

Una vez en los refugios, los niños pueden ser entregados a sus padres u otros patrocinadores, o ubicados en hogares de acogida. Luego pueden buscar casos de asilo, otras formas de permanecer en Estados Unidos o potencialmente ser deportados, aunque es poco probable que eso suceda rápidamente.

Estados Unidos eliminó solo el 4% de los aproximadamente 290.000 niños no acompañados que ingresaron al país entre los años fiscales 2014 y 2019, según datos del Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

Maribel, una migrante de 20 años de Guatemala, sostiene a su hija de un año Gisleen, mientras se refugian con solicitantes de asilo junto a un campo después de cruzar el río Grande hacia Estados Unidos desde México en una balsa en La Joya, Texas. EE. UU. (Foto: REUTERS / Adrees Latif).
Maribel, una migrante de 20 años de Guatemala, sostiene a su hija de un año Gisleen, mientras se refugian con solicitantes de asilo junto a un campo después de cruzar el río Grande hacia Estados Unidos desde México en una balsa en La Joya, Texas. EE. UU. (Foto: REUTERS / Adrees Latif).

¿CUÁLES SON LAS CONDICIONES EN LAS INSTALACIONES DE PATRULLA FRONTERIZA?

Las instalaciones de CBP no están abiertas al público. Pero las fotos vistas por Reuters y otros medios esta semana muestran a niños en condiciones de hacinamiento dentro de una instalación en Donna, Texas.

La instalación de Donna tenía casi 3.400 migrantes bajo custodia al 17 de marzo, muy por encima de su capacidad de 250 personas, según datos internos de CBP revisados ??por Reuters.

¿QUÉ ESTÁ HACIENDO ESTADOS UNIDOS PARA TRATAR CON EL AUMENTO?

Biden anunció el miércoles que la vicepresidenta Kamala Harris dirigirá los esfuerzos de Estados Unidos con México y Centroamérica para hacer frente al creciente número de migrantes que viajan hacia el norte de Estados Unidos.

Biden se ha comprometido a impulsar 4.000 millones de dólares en ayuda estadounidense para Centroamérica para contribuir en el abordaje de factores que impulsan la migración, como la pobreza y el crimen.

El Gobierno también ha abierto varios refugios de emergencia para niños en Texas, incluido uno dentro del centro de convenciones de Dallas.

El HHS dijo el miércoles que se abriría otro refugio de emergencia dentro del Centro de Convenciones de San Diego.

La Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA), que generalmente responde a inundaciones, tormentas y otros desastres importantes, se desplegó a principios de este mes para ayudar a albergar y transportar a los niños al menos hasta junio.

La administración también está reiniciando un programa que permite a ciertos niños centroamericanos con padres que viven legalmente en Estados Unidos solicitar el reasentamiento de refugiados desde sus países de origen.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

_________________________________

VIDEO RECOMENDADO

OMS defiende efectividad de vacuna contra el COVID de AstraZeneca
Expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) instaron a seguir aplicando la vacuna contra la COVID-19 de AstraZeneca asegurando que los análisis descartan que el fármaco provoque un aumento de probabilidad de coágulos sanguíneos tras una veintena de casos registrados en Europa. (Fuente: AFP)

TE PUEDE INTERESAR