El presidente de Rusia, Vladimir Putin, se reúne con el director ejecutivo de la Presidential Grants Foundation, Ilya Chukalin, en el Kremlin de Moscú el 29 de marzo de 2022. (Mikhail KLIMENTYEV / SPUTNIK / AFP).
El presidente de Rusia, Vladimir Putin, se reúne con el director ejecutivo de la Presidential Grants Foundation, Ilya Chukalin, en el Kremlin de Moscú el 29 de marzo de 2022. (Mikhail KLIMENTYEV / SPUTNIK / AFP).
Agencia EFE

Las agencias de inteligencia de han concluido que el presidente de , , se siente engañado por sus asesores porque le están dando “información errónea” acerca de la evolución de la guerra en y el efecto de las sanciones en la economía rusa.

“Tenemos información de que Putin se ha sentido engañado por las Fuerzas Armadas rusas, lo que ha resultado en una tensión persistente entre Putin y su liderazgo militar”, afirmó este miércoles la directora de Comunicación de la Casa Blanca, Kate Bedingfield, en una rueda de prensa.

MIRA: Tropas rusas comienzan a retirarse de la central nuclear de Chernóbil

La funcionaria explicó que la comunidad de inteligencia de EE.UU. ha revelado información que apunta a que Putin no sabía que sus militares habían estado sufriendo fuertes pérdidas en el campo de batalla.

Creemos que Putin está recibiendo información errónea de parte de sus asesores sobre el mal desempeño de las Fuerzas Militares rusas y cómo la economía rusa se está paralizando por las sanciones. Sus principales asesores tienen miedo de decirle la verdad”, manifestó Bedingfield.

Estados Unidos lleva haciendo pública información de sus servicios de inteligencia sobre Rusia y Ucrania incluso antes de que empezara la invasión rusa el 24 de febrero.

MIRA: Putin dice a Scholz que la Unión Europea podrá seguir pagando el gas ruso en euros

EE.UU. tomó esa decisión antes de la invasión porque estaba tratando de detener a Putin y, en este caso, el objetivo es mostrar que la guerra en Ucrania ha sido un “error estratégico que ha dejado a Rusia más débil en el largo plazo y cada vez más aislada en el escenario mundial”, dijo Bedingfield.

En otra rueda de prensa, el portavoz del Departamento de Defensa, John Kirby, dijo que coincide con las conclusiones de las agencias de inteligencia, pero admitió que Estados Unidos “no tiene acceso a toda la información que se le ha dado (a Putin) ni a todas las conversaciones que ha tenido”.

Kirby reconoció, además, que le produce “un poco de inquietud” que el líder de Rusia no sepa lo que están haciendo sus soldados en Ucrania.

Expresó también temor a que esa situación afecte las conversaciones que se han estado produciendo entre Rusia y Ucrania para acercar posturas y lograr un alto el fuego.

“Si (Putin) no está informado al completo, ¿cómo van a llegar sus negociadores a un acuerdo que sea duradero? Uno que desde luego respete la soberanía de Ucrania. Y otra cosa es que uno no sabe cómo va a reaccionar un líder cuando recibe malas noticias. Así que sí, es preocupante”, añadió Kirby.

Rusia intensificó este miércoles su ofensiva en el Donbás, al tiempo que continuó los bombardeos en Chernígov y la región de Kiev, pese a haber anunciado un día antes “una reducción radical” de la actividad militar en el norte ucraniano.

La invasión rusa de Ucrania ha dejado ya al menos cuatro millones de refugiados, según la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur).

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más