Un granjero de Estados Unidos gastó casi 50.000 dólares para comprar 100 generadores de energía, alimentos y motosierras para ser enviadas a Bahamas, devastada por el huracán Dorian.
Un granjero de Estados Unidos gastó casi 50.000 dólares para comprar 100 generadores de energía, alimentos y motosierras para ser enviadas a Bahamas, devastada por el huracán Dorian.
Redacción EC

Un granjero que entró a una tienda Costco en la Florida, Estados Unidos, compró 100 generadores de energía y llenó un camión con alimentos para los damnificados por la devastación dejada por el en , informó CNN en Español.

De acuerdo con CNN, en total, el ciudadano pagó 49.285,70 dólares por los 100 generadores (450 dólares cada uno) y por guisantes, frijoles, café, sal, pimienta y otros artículos de primera necesidad que llenaron un camión.



"Cerca de 100 generadores y un camión cargado de comida y motosierras irán en barco el jueves a Marsh Harbour en las Bahamas. Es terrible y estoy seguro de que han visto las fotos", dijo a CNN el granjero de Jacksonville, que no quiso revelar su nombre.

"Es importante que nos ayudemos mutuamente. Es mejor que quedarse sentados... Si ves una necesidad, la cubres", agregó.

Esta historia no se habría conocido si no fuera por alguien que estaba en la tienda y decidió contar lo que escuchó. 

"Tuve que acercarme hasta él y decirle ‘gracias por hacer esto'", dijo Alec Sprague. "Estoy muy contento de ver a alguien haciendo esto".

El testigo tomó una foto de espaldas del granjero y también compartió una imagen de los generadores que compró.

CNN explicó que ahora los camiones con la donación serán llevados a Stuart, Florida, a unos 400 kilómetros al sur. El granjero dijo que tiene una instalación de almacenamiento instalada allí para que los artículos puedan ser transportados a las Bahamas en barco.

Errol Thurston, que es de Bahamas y amigo del granjero, es un capitán de barco que dirige un servicio de guías en Marsh Harbour, ciudad en las Islas Ábaco, en Bahamas, y ayudará a llevar las donaciones. 

"Estamos tratando de reservar un espacio en un barco de contenedores que regularmente sirve a las Abacos y Gran Bahama", dijo Thurston a CNN. 

Si no tienen suerte con un barco de contenedores, Thurston sostuvo que su plan B involucrará muchos barcos y muchos aviones.

La cifra oficial de muertos en Bahamas se mantiene en 43, de los cuales 35 se produjeron en las Ábaco, donde residen unas 17.000 personas, y ocho en Gran Baham, donde lo hacen alrededor de 51.000.

Se espera que la cifra aumente considerablemente debido a que cientos de personas siguen desaparecidas cuando está a punto de cumplirse una semana del paso del temporal.

En relatos a los medios locales, sus historias narran detalles de la devastación sufrida en ambas zonas y la inexistencia y desaparición de barrios enteros, muchos de ellos enterrados bajo el lodo dejado por las inundaciones masivas generadas por el entonces huracán, que golpeó el archipiélago con categoría 5, la máxima.

Pese a que a algunas de las radios y los diarios digitales han informado de la posibilidad de la existencia de los primeros brotes de cólera, el Gobierno se ha apresurado a desmentirlo.

Sin embargo, el ministro de Salud bahameño, Duane Sands, ya ha advertido diariamente de la posibilidad de que se puedan producir enfermedades.

Entre tanto, la Guardia Costera de Estados Unidos informó hoy que ha rescatado a unas 300 personas desde el inicio de las operaciones tras el paso del huracán, según un comunicado.

Por su parte, Aduana y Protección Fronteriza de Estados Unidos informó este sábado que admitió a más de 1.400 evacuados de las Bahamas, la mayoría de ellos en Florida.

Con información de AFP