Donald Trump será sometido a un segundo juicio político. (Foto: MANDEL NGAN / AFP).
Donald Trump será sometido a un segundo juicio político. (Foto: MANDEL NGAN / AFP).
Redacción EC

La Cámara de Representantes de votó este miércoles a favor para convertir a en el primer presidente en la historia de dicho país en ser sometido a dos juicios políticos (’impeachment’) en una misma gestión. Al saliente mandatario se le procesa por su papel , ocurrido el 6 de enero.

MIRA: Las consecuencias del impeachment a Trump más allá de su salida del poder (y cuán factible es)

Los demócratas de la Cámara de Representantes votaron a favor de que se inicie el proceso de destitución contra Donald Trump, con el agravante de que este pueda quedar inhabilitado para asumir algún cargo público en el futuro.

Sin embargo, un pequeño grupo de republicanos, entre ellos la número 3 de la Cámara de Representantes, , también expresó su respaldo a dicha medida, junto a otros nueve miembros del partido de Trump.

Tras el asalto al Capitolio, es más notorio el enojo de varios legisladores republicanos por el papel de Trump frente a la pérdida de la elecciones presidenciales. Hasta hace poco el mandatario insistía en la existencia de un “fraude” en su contra.

Habiéndose dado luz verde al pedido contra Trump en la Cámara de Representantes, ahora corresponde que el Senado dirima. En esta instancia son tres los integrantes del Partido Republicano que no han ocultado su preferencia de votar por condenar al saliente presidente, ellos son Pat Toomey, Lisa Murkowski y Ben Sasse.

A continuación, conoce a tres de los líderes republicanos que le dan la espalda a Trump.

Liz Cheney

Liz Cheney, una de las principales legisladoras republicanas. (Foto: AFP)
Liz Cheney, una de las principales legisladoras republicanas. (Foto: AFP)

Liz Cheney ostenta el puesto de mayor rango en la Cámara de Representantes de Estados Unidos entre los republicanos. La número 3 de la cámara adelantó que iba a votar a favor del proceso de destitución del presidente, advertencia que finalmente cumplió.

La actual líder política, quien es hija del exvicepresidente republicano Dick Cheney, afirmó en un comunicado que Trump es responsable directo de la turba que se infiltró en el Capitolio.

“Trump convocó a esta turba, reunió a la turba y encendió la llama de este ataque”, fue lo que dijo.

“Todo lo que siguió fue obra suya. Nada de esto habría sucedido sin el presidente. El presidente podría haber intervenido inmediata y enérgicamente para detener la violencia. No lo hizo”, aseveró Cheney.

Para Cheney, “nunca ha habido una traición más grande por parte de un presidente de Estados Unidos a su cargo y a su juramento de la Constitución”.

A la fecha, muchos de sus aliados y amigos íntimos de su familia se han convertido en implacables críticos del presidente republicano. También se conoce que Cheney, representante por Wyoming, se estaría preparando para nuevos retos entre los que se contabilizan ser la primera mujer republicana en un puesto de liderazgo en la Cámara de Representantes o incluso una eventual carrera presidencial.

Mitch McConnell

Mitch McConnell no descarta votar para destituir a Donald Trump. (Foto: AFP)
Mitch McConnell no descarta votar para destituir a Donald Trump. (Foto: AFP)

El líder político republicano del Senado en EE.UU., Mitch McConnell, afirmó que se encuentra “satisfecho” ante el juicio político que se realiza a Trump.

McConnell piensa que si se realiza al destitución de Trump, esto podría ayudar a “purgar” el Partido Republicano de los seguidores trumpistas.

El mismo informe apunta a que McConnell se encuentra “molesto” tras la incitación de Trump sobre sus seguidores, que terminó en la toma del Capitolio, varios heridos y cinco muertos.

La relación entre McConnell y Trump viene desgastada desde mediados de diciembre, cuando McConnel reconoció a Joe Biden como presidente electo de Estados Unidos.

No obstante, es importante recordar que McConnell fue el árbitro que reguló hasta dónde llegaría el ‘impeachment’ anterior contra Trump en el 2019, además de siempre haber sido considerado como una persona clave en el ascenso de Trump al poder.

Su trabajo con el saliente mandatario fue efectivo al momento de sacar adelante prioridades republicanas, que iban desde recortes de impuestos hasta la instalación de magistrados conservadores.

Sin embargo, luego de la toma del Capitolio se conoció la renuncia de la esposa de McConnell, Elaine Chao, a su cargo como secretaria de Transporte de Estados Unidos, con lo cual se avizoraría la confirmación de un alejamiento con la administración de Trump.

Lisa Murkowski

La senadora Lisa Murkowski señaló días después de los hechos ocurridos en el Capitolio que Trump “debería irse". (Foto: Reuters)
La senadora Lisa Murkowski señaló días después de los hechos ocurridos en el Capitolio que Trump “debería irse". (Foto: Reuters)

La representante de Alaska, Lisa Murkowski, fue la primera senadora republicana en pedir la dimisión de Trump, tras el asalto al Capitolio.

Tiene origen polaco e irlandés. Asimismo, es hija de Frank Murkowski, quien la designó en 2002 como senadora durante el resto de la legislatura, la misma que se extendía hasta 2004, luego de que él dejara el puesto vacante al ser elegido gobernador por Alaska. No obstante, refrendó su cargo cuando fue elegida senadora por el mencionado estado en 2004, cargo que ha cumplido hasta la fecha.

Murkowski acusó al mandatario de “haber instigado el asalto”, además solicitó su renuncia por los daños causados por la turba que ingresó al edificio y dejó un saldo de cinco muertos. “Quiero que renuncie. Lo quiero fuera. Ha causado bastante daño”, afirmó.

Y añadió: “Creo que debería irse. Dijo que no se presentará, no aparecerá en la toma de posesión de Biden”.

. Con 63 años y 19 años de experiencia ocupando un puesto en la Cámara Alta, también acusó al mandatario de permitir el contagio de 21 millones de personas por coronavirus.

“O está jugando al golf o en su despacho Oval echando humo y arrojando debajo del autobús a todas las personas que le han sido leales y fieles, comenzando por el vicepresidente”, declaró Murkowski de manera severa.

También comentó que la razón por la que Trump no renuncia es por “el título y el ego”, pero que en realidad el mandatario no desea quedarse. “Necesita salir. Necesita hacer lo correcto, pero no creo que sea capaz de hacer algo bueno”, agregó.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Trump aislado y amenazado por segundo juicio de destitución

TE PUEDE INTERESAR