Joe Biden durante un evento de campaña en el Centro de capacitación Jerry Alander Carpenter en Hermantown, un suburbio de Duluth, Minnesota, EE. UU. (Foto: REUTERS / Jonathan Ernst).
Joe Biden durante un evento de campaña en el Centro de capacitación Jerry Alander Carpenter en Hermantown, un suburbio de Duluth, Minnesota, EE. UU. (Foto: REUTERS / Jonathan Ernst).
Agencia EFE

Agencia de noticias

El candidato demócrata a la Casa Blanca, , consideró que el presidente de , que salga elegido en las urnas el 3 de noviembre deber ser quien elija a un sustituto para la magistrada progresista del Tribunal Supremo Ruth Bader Ginsburg, fallecida este viernes.

“Esta noche y, en los próximos días, vamos a estar enfocados en la muerte de la jueza y en su legado imperecedero. Pero para que no haya ninguna duda, déjenme ser claro: los votantes deben elegir el presidente y el presidente debe elegir al juez para que el Senado lo considere”, afirmó Biden en una declaración emitida en directo desde su casa en el estado de Delaware.

Biden recordó que, en 2016, después de la muerte del juez conservador del Supremo Antonin Scalia, el líder de la mayoría republicana del Senado, Mitch McConnell, ignoró al sustituto que había elegido el entonces presidente Barack Obama (2009-2017) y ni siquiera sometió su nominación a voto, con el argumento de que no tenía sentido aprobarlo en un año electoral.

Entonces, destacó Biden, quedaban casi nueve meses para las elecciones presidenciales y ahora faltan solo 46 días.

Biden se medirá en las urnas en noviembre próximo con el actual mandatario del país, el republicano Donald Trump

“Estamos hablando de la Constitución y del Tribunal Supremo. Esa institución no debería estar sometida a la política”, subrayó el candidato demócrata.

El Tribunal Supremo informó de que Ginsburg había muerto a los 87 años de edad en la noche de este viernes rodeada de su familia en su casa de Washington, D.C., debido a “complicaciones de una metástasis en el cáncer de páncreas”, según detalló la corte en un comunicado.

El Tribunal Supremo de EE.UU. está compuesto por nueve jueces con puestos vitalicios y que tienen el poder de cambiar las leyes del país. En concreto, juegan un papel crucial en temas como el aborto, los derechos de los migrantes, la privacidad, la pena de muerte y la tenencia de armas.

Los magistrados son nombrados por el presidente y, luego, deben ser confirmados por el Senado.

Actualmente, los republicanos tienen mayoría en el Senado y su líder, McConnell, esta misma noche se comprometió a someter a voto el candidato que Trump elija para el Tribunal Supremo, según anunció en un comunicado.

Actualmente, debido a la muerte de Ginsburg, la máxima corte está compuesta por ocho jueces: tres progresistas y cinco conservadores.

Por eso, si Trump logra nombrar a otro magistrado, acabaría inclinando a la derecha durante décadas la balanza del Tribunal Supremo.

___________________

VIDEO RECOMENDADO

Trump promete una vacuna de covid-19 "para todos los estadounidenses" para abril. (AFP).

TE PUEDE INTERESAR