(Foto: Reuters)
(Foto: Reuters)

Más de un millón de estadounidenses se lanzaron este sábado a las calles de Washington y otras 800 ciudades del país para exigir el fin de la violencia de las armas. Uno de los discursos más poderosos de la jornada lo dio Yolanda Renee King, nieta de Martin Luther King. El momento fue compartido en .

La pequeña, de 9 años, evocó desde el podio instalado en Washington algunas de las palabras más famosas del dirigente de los derechos civiles.

"Mi abuelo tenía un sueño: que sus cuatro hijos pequeños no serían juzgados por el color de su piel, sino por el contenido de su carácter", dijo Yolanda Renee King.

"Yo tengo el sueño de que ya es suficiente y de que este debería ser un mundo libre de armas. Punto", agregó la pequeña, que recibió una gran ovación según se puede ver en los videos compartidos en YouTube.

Luego instó a la multitud a corear las siguientes palabras: "¡Difundan la palabra! ¡Donde sea que estén! ¿Lo han escuchado? ¡En toda la nación!, ¡Vamos a ser una gran generación".

Cientos de miles de jóvenes estadounidenses respondieron el sábado a un llamado a movilizarse de quienes sobrevivieron el mes pasado a la masacre de una escuela secundaria de Florida, y marcharon por todo el país para exigir leyes de armas más estrictas.

Las mayores manifestaciones juveniles en Estados Unidos en décadas instaron a los legisladores y al presidente Donald Trump a enfrentar el problema. Además, activistas se desplegaron entre las multitudes de varias ciudades para inscribir a miles de nuevos votantes.

La principal concentración de la jornada "March For Our Lives" ("Marcha por Nuestras Vidas") en Washington repletó la avenida Pensilvania, donde se escuchó a estudiantes de la secundaria de Parkland, en la que 17 personas murieron en febrero por un ataque armado.

La constante violencia por armas deja unos 30.000 muertos cada año en el país.

Fuente: Con información de AFP y Reuters