Gisella López Lenci

El 23 de junio, el estadio Allianz Arena de Múnich tenía previsto iluminarse con los colores del arcoíris, el símbolo mundial de la comunidad LGTB. Esa noche se enfrentaban las selecciones de Alemania y Hungría por la Eurocopa y el gesto era en protesta por una ley húngara discriminatoria hacia los homosexuales.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más